Los restos de la calle Canellas revelan “importante” información del entorno del teatro romano

restos romanos canelles

Las primeras conclusiones de los estudios arqueológicos de los restos encontrados en la calle Canellas nº3 de Huesca (frente al Archivo Provincial) muestran un “interesante conjunto de construcciones” de la época romana. Es la valoración que hace la arqueóloga Julia Justes, que habla de vestigios de gran envergadura del entorno del teatro romano y de información muy valiosa de la época musulmana, “de la que no tenemos muchos restos”, añade. Estos vestigios aportan “importantes datos que aumentarán el conocimiento que tenemos de la ciudad antigua”.

La información es más valiosa por la “poca alteración que han sufrido los restos”, explica Julia Justes. “Es importante que hayamos encontrado una parte de la ciudad romana poco alterada por construcciones posteriores. “Estructuras romanas que podrían ser del siglo primero a.c. o del primer siglo d.c.” Creen que muestran tres etapas diferentes que van hasta una más posterior de los siglos X-XI., de la época musulmana.

Las piezas han sido encontradas durante las obras que estaban llevando a cabo las brigadas municipales para adecentar un pequeño solar de propiedad municipal. Será la dirección general de Patrimonio la que decida qué medidas tomar con los restos recuperados.

El equipo de arqueología ha documentado que el solar estuvo ocupado durante los siglos X-XI, por una vivienda musulmana. Y bajo ella, y extendiéndose por el solar, se ha localizado un “interesante conjunto de construcciones de cronología romana”. Una primera fase de cronología romano-republicana (silgo I a C), de la que quedan restos muy desdibujados de una edificio privado.

Una segunda fase, posiblemente datada en el siglo I d C, a la que pertenece una gran estancia de 4,5 m x 4,5 m, que contaría con otras estancias adosadas de dimensiones desconocidas. Este edificio, que posiblemente sea de carácter público, muestra muros de gran calidad, construidos a base de grandes sillares de arenisca.

SIGNOS LAPIDARIOS PENDIENTES DE ESTUDIO

Y por último una tercera fase romana, en la que se construyó el canal de desagüe que recorre el solar en dirección W-E (posiblemente construido a mediados del siglo I d C). Como hecho singular destacan la presencia de signos lapidarios en 9 de los sillares que conforman este desagüe. La presencia de estos signos, cuyo significado está pendiente de estudio (marcas de cantero, indicaciones de situación…), es extremadamente rara en las construcciones romanas alto imperiales.

No es el primer hallazgo que se realiza en esta zona. En las obras de reurbanización de la calle Canellas apareció un gran capitel de importantes dimensiones. En concreto, se encontró en el entorno de la trasera del Museo Provincial, cerca de los restos arqueológicos del teatro romano.

También en las obras de la plaza ubicada entre las calles Desengaño, Canellas y Peligros aparecieron restos arqueológicos, unos sillares que, tras ser analizados por los técnicos y según el informe de Patrimonio, han sido conservados in situ. El consistorio tuvo que modificar el proyecto, que contemplaba la ubicación de contenedores soterrados en ese mismo lugar.