Más de 7.000 montisonenses participan en el Día de la Alegría

Romería Ermita Alegría Monzón

Aunque la mañana aparecía con niebla que hacía que los romeros tardarán algo más que otros años en emprender el camino a la ermita de la Virgen de la Alegría, al final se volvía a repetir la imagen de la falda hecha con las personas que subían y bajaban para pasar por su camarín.

Audio sin título
Audio sin título
Audio sin título
Audio sin título

GALERIA DE FOTOS

El presidente del Patronato Municipal de Festejos, Javier Vilarrubí, cifraba en 7.000 las personas que habían llegado hasta la ermita y señalaba que se habían repartido todos los recuerdos, vino y magdalenas al inicio del camino.

Un año más el concejal destacaba la jornada festiva en la que los montisonenses disfrutaban de una mañana muy entrañable y donde salía todo como estaba previsto: reparto de longaniza y torta, la actuación del Grupo Folclórico Aires Monegrinos y las misas programadas, que este año eran presididas por el párroco de Santa María del Romeral, José Luis Pueyo, quien resaltaba que la romería era un encuentro fraterno en el que expresar la alegría.

Por su parte, la Asociación Virgen de la Alegría se mostraba satisfecha ya que su trabajo durante todo el año luce en esta jornada más que nunca, puesto que los romeros aprecian las mejoras que se hacen de un año a otro, como destacaba su presidente, José Antonio Heras.

En el trabajo de la Asociación hay una figura clave que es la de los “sabaderos”, un grupo de socios que se juntan todos los sábados del año para mantener la ermita, como destacaba el tesorero, Eleuterio Arasanz, se hace necesario la entrada de nueva gente.

e

Este año llegaban dos carros con tractor, caballos y los corredores populares que hacían la romería corriendo.

Comentarios