MercoFraga abre la temporada de su mercado de fruta

MercoFraga, la lonja de fruta en origen del Bajo Cinca, abrirá la temporada de su mercado de fruta este domingo, 1 de junio, tal y como viene siendo habitual en la lonja fragatina. El funcionamiento del mercado será similar al de campañas anteriores, con sesiones a mediodía de lunes a viernes y a las nueve los domingos. La mayoría de frutas (cereza, albaricoque, melocotón, nectarina o paraguayo) están recolectándose y desde el primer día, todas estas variedades estarán en la Lonja. Los horarios serán los mismos de siempre.

El valor de MercoFraga deriva de su carácter de centro de referencia. En la Lonja fragatina se fijan precios orientativos para cada variedad, lo que otorga al mercado una importancia mayor que la que se vincula al volumen de fruta que se comercializa cada año en sus instalaciones. Por MercoFraga pasa cada año en torno a un 5% de los 280 millones de kilos que se producen en la zona. En los meses centrales de la campaña –julio y agosto- cada día pueden pasar por las instalaciones de la Lonja en torno a 50 agricultores y diez compradores procedentes del entorno inmediato del mercado pero, también, de ciudades próximas como Lérida o Zaragoza entre otras.

En la Lonja se marcan las tendencias de consumo y oferta, lo que permite tomar decisiones. Es el centro que facilita a los agricultores informarse y conocer qué se demanda más y qué menos, y qué variedades tienen mejores o peores precios.

MercoFraga estuvo presente en la última edición de Mercoequip con un stand y participó activamente en las Jornadas Agrícolas que organizó la Delegación de Agricultura que preside el concejal José Ignacio Gramún. En aquellas jornadas se plantearon cuestiones importantes como, por ejemplo, las previsiones de cosecha o, también, la conveniencia o no de crear una marca para la producción de la zona.

Se asegura que este año no hay factores que influyan negativamente en la cosecha. Ni se han sufrido grandes tormentas de pedrisco, ni se han registrado problemas de cuajado u otras circunstancias agronómicas, que puedan influir negativamente en la producción. Los árboles están llenos y la producción será equivalente al máximo posible. Esto plantea la necesidad de buscar nuevos mercados y esforzarse para obtener los mejores precios posibles. Cuestiones como la creación de una marca o la reivindicación de la fruta como alimento saludable se perfilan como herramientas que podrían utilizarse.

La Organización Mundial de la Salud recomienda consumir 600 gramos de fruta al día y la media es de 200. La fruta no es sólo un postre: es un postre saludable y eso se debe poner en valor, porque es un argumento que puede incrementar la demanda y predisponer incluso al consumidor a pagar más. En campañas como ésta, en la que todo indica que habrá una cosecha abundante, hay que buscar argumentos de venta e intentar acceder a nuevos mercados.

Comentarios