La DPH aprueba ayudas a infraestructuras turísticas, medioambientales y desarrollo de municipios

comisión desarrollo DPH

La Diputación Provincial de Huesca ha resuelto la convocatoria de concesión de tres líneas de subvenciones por valor de más de un millón de euros: una para la recuperación medioambiental de espacios degradados, parques públicos, jardines y zonas verdes, a la que se han dedicado alrededor de 500.000 euros, otra para llevar a cabo el Programa de Impulso Demográfico, a la que se han destinado más 315.000 euros, y una última para la puesta en marcha de infraestructuras turísticas en los municipios de la provincia, a la que se han destinado cerca de 225.000 euros.

Audio sin título

En total, con estas tres líneas de ayudas se actuará en 56 localidades altoaragonesas. Para el responsable de Promoción, Desarrollo y Medio Ambiente de la DPH, Javier Betorz, “se trata de una cantidad importante que va a permitir mejorar nuestras poblaciones , además de crear empleo en el medio rural, sobre todo en el sector de la construcción”.

Por lo que respecta a las ayudas para la recuperación medioambiental, se han concedido a 26 ayuntamientos, que podrán así “recuperar espacios degradados para mejorar la imagen y en muchos casos también el patrimonio”, ha explicado Betorz. Entre otras actuaciones, estas subvenciones permitirán acondicionar tramos de barrancos en Castiello de Jaca y Arguis, trabajar en los taludes de la Ermita de San Salvador de Torrente de Cinca, recuperar parques públicos y jardines de Perarrúa, adecuar el entorno de la Fuente de Adahuesca, recuperar el espacio público bajo la Colegiata de Alquézar o restaurar y mantener el entorno del Salt de la Tosca y Font de Ferri, en Camporrells.

En el apartado del denominado Programa para el Impulso Demográfico, “cuyo objetivo es rehabilitar edificios municipales en localidades con menos de 500 habitantes para acoger a nuevos pobladores”, se han aprobado subvenciones para ocho poblaciones: Frula, Fiscal, Broto, Capdesaso, Azanuy-Alins, Pozán de Vero, Tramaced y Lafortunada.

Finalmente, la línea de subvenciones para infraestructuras turísticas pretende “unificar todo el producto turístico a través de la señalización, así como crear nuevas propuestas turísticas que potencien el turismo en el Alto Aragón”. Se han concedido ayudas a 22 ayuntamientos, y buena parte de ellas van destinadas, como ha señalado Javier Betorz, a la señalización de rutas BTT o a la creación de nuevas rutas para practicar este deporte en varios municipios, como Villanova, Seira, Sesué, Grañén, Chía o Castejón de Sos.

En otros casos, como por ejemplo en Arén, se ha propuesto la construcción de una reproducción de un dinosaurio con el fin de poner en valor la ruta turística de las icnitas. En Boltaña, por su parte, se desarrollará una ruta urbana autoguiada y se señalizará e interpretará la ruta turística a las pozas del barranco de Sieste, mientras que en Igriés se acondicionarán rutas senderistas familiares.

Comentarios