Alrededor de 6.000 personas han disfrutado de Clásicos en la Frontera

Clásicos en la Frontera

El concierto, que ofrecían, en el claustro de la basílica de la Peña, Monserrat Martí Caballé y Miguel Ángel Tapia, y que desbordaba todas las previsiones de asistencia de la organización, ponía el broche de oro a la edición 2014 del Festival de la Ribagorza que ha congregado a unas 6.000 personas en los 15 conciertos que se han sucedido desde que se inaugurara el 12 de julio.

Audio sin título
Audio sin título

El alcalde de Graus, José Antonio Lagüens, destacaba, en el cierre del festival, que es una cita ya consolidada en la agenda cultural de los Ayuntamientos organizadores, y que las cifras de esta edición ponen de manifiesto que es un festival activo y del agrado del público.

Destacaba también el edil cómo, Clásicos, ha sabido sortear la crisis y adaptarse a los tiempos que corren sin disminuir ni la calidad ni el nivel de los conciertos.

De hecho, del total de público, un 45%, es un público fiel, que sigue el desarrollo del festival. También es un dato significativo que un 20% se trate de público joven.

También se apelaba a las instituciones (Comarca y DPH), para que sigan apoyando y apostando por este festival que mira ya a la edición 2015.

Por segundo año consecutivo, se ponía en marcha la campaña de recogida de donativos “Ayúdanos a ayudar”, en la que el 50% de lo recaudado se destinará a Cáritas, por su labor y por la cesión que hace el Obispado de las parroquias en las que se celebra Clásicos, y el 50% restante se destinará a sufragar gastos de mantenimiento. El año pasado se recaudaron 1.788 euros de los cuales, 894 se donaron a Cáritas y con el resto se puso en marcha la web del festival.