Pirenarium revalida su sede para Cazataria

cazataria pirenarium

La XX edición de la Feria de la Caza y el Perro ‘Cazataria’, ha concluido con gran presencia de público que se ha repartido por las distintas zonas de Pirenarium. Desde la organización resaltaban que el espacio donde se ha desarrollado es el ideal, por lo que para la próxima edición se plantea el poder llevar a cabo más actividades en este lugar. Está edición ha contado con más de 30 expositores que participaban en la feria.

El presidente de la Diputación de Huesca, Antonio Cosculluela, cuya administración, junto con el Ayuntamiento de Sabiñánigo y la Sociedad de Cazadores, apoyan a la celebración de este tipo de iniciativas, ha destacadoque “son un estímulo para el desarrollo del mundo rural del Alto Aragón y un escaparate de su dinamismo, necesario ahora más que nunca para generar economía y asentar población en nuestras localidades”.

Antonio Cosculluela, ha precisado que la actividad de la caza, es un recurso que desestacionaliza el turismo de octubre a febrero en las sierras intermedias de la provincia, donde no se cuenta con estaciones de esquí. Siendo un recurso económico y de equilibrio cinegético.

El alcalde serrablés, Jesús Lasierra, que ha agradecido la presencia del presidente de la DPH en esta 20 edición, ha recordado el esfuerzo que supone el mantener un certamen monográfico durante dos décadas Y cuando lo retomo el Ayuntamiento sin perder el valor a quien va dirigido si que se ha incluido actividades para toda la familia y los deportes de aventura con la pesca.

Este año la localidad invitada ha sido Santa Cruz de la Serós y los expositores ofrecen al público en general los productos más novedosos y tradicionales, con puestos de ropa, armas, complementos, accesorios para perros, remolques, todoterrenos y productos de alimentos derivados de la caza. Los más pequeños disfrutan de actividades infantiles con actuaciones, curso de iniciación al montaje de moscas y posterior práctica de pesca, tirolinas, simulador de tiro al plato o tiro con arco en la galería de tiro de Pirenarium a cargo de los Arqueros de Sabiñánigo.