Se mantienen los precios en la Comunidad Autónoma

precios fruta comercio ventas

De acuerdo con los datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística (INE), los precios en Aragón se mantuvieron constantes respecto al mes anterior, mientras que en el promedio nacional aumentaron dos décimas. El aumento de precios debido a la finalización de las rebajas y el inicio de la nueva temporada de moda se vio compensado por la finalización de la temporada alta estival. La tasa anual de inflación en septiembre en la provincia de Huesca fue del -0,2%.

En términos interanuales, la tasa de inflación anotó un dato cuatro décimas menos negativo respecto al mes anterior en Aragón, al situarse en el -0,2% anual. En España también se situó en el -0,2% anual, lo que supuso un aumento de tres décimas respecto a la inflación anual del mes anterior. Por su parte, en la Eurozona la tasa anual de inflación en septiembre se situó en el 0,3% anual, una décima por debajo del dato de agosto, de modo que el diferencial favorable de inflación se redujo y quedó en cinco décimas tanto en el caso de Aragón como en el del conjunto de España.

Por comparación con el mes precedente, la variación nula en los precios aragoneses fue el resultado de las disminuciones experimentadas en los grupos de consumo de ocio y cultura (-3,2% mensual) y hoteles, cafés y restaurantes (-2,1% mensual), habituales al finalizar la temporada alta estival. También se redujeron los precios de medicina (-0,3% mensual) y transporte (-0,1% mensual).

En tres grupos de consumo los precios permanecieron sin variación mensual. Se trata de bebidas alcohólicas y tabaco, comunicaciones y otros bienes y servicios. Por su parte, el resto anotaron subidas mensuales en sus precios. La mayor se registró en vestido y calzado (4,7% mensual), tras la finalización del periodo de rebajas y el inicio de la nueva temporada de moda. A continuación, aunque a distancia, se situó el grupo de consumo de vivienda, con un 1,4% mensual, por el aumento de los precios de la electricidad, seguido por enseñanza (0,6% mensual), por el inicio del nuevo curso escolar. Finalmente, menaje anotó un 0,2% mensual y alimentos y bebidas no alcohólicas un 0,1% mensual.

En términos interanuales la mayor reducción de precios la encontramos en comunicaciones (-5,9% anual), como viene siendo habitual. A continuación, aunque a distancia se situó ocio y cultura, con un -2,6% anual. Con tasas anuales negativas, aunque más moderadas encontramos alimentos y bebidas no alcohólicas (-0,7% anual), transporte (-0,5% anual), por la caída del precio de los combustibles, y menaje, con una caída del 0,1% anual.

En tres grupos de consumo los precios se mantuvieron constantes en términos anuales. Se trata de bebidas alcohólicas y tabaco, medicina, y hoteles, cafés y restaurantes. Finalmente, el resto de grupos de consumo anotaron tasas anuales de inflación positivas. El ranking lo encabeza vivienda con un 1,8% anual, por la subida de los precios de la electricidad, seguido por enseñanza, con un 1,6% anual. Con tasas anuales positivas por debajo del 1,0% aparecen otros bienes y servicios, con un 0,7% anual, y vestido y calzado, un 0,2% anual.

La inflación subyacente, que es aquella que excluye de su cálculo los alimentos no elaborados y los productos energéticos, se redujo dos décimas en septiembre en Aragón, hasta situarse en el -0,3%. De forma similar, en el conjunto de España se redujo una décima y quedó en el -0,1%.

Por provincias aragonesas, la tasa anual de inflación en septiembre fue del -0,4% en Teruel, del -0,3% en Huesca y del -0,2% en Zaragoza

En su última reunión celebrada el pasado jueves 2 de octubre, el Consejo de Gobierno del Banco Central Europeo decidió, como se esperaba, mantener el tipo de interés de referencia en el mínimo histórico del 0,05%, tras la reducción efectuada el mes anterior con el objetivo de impulsar el crecimiento económico.

Por otra parte, el presidente del BCE, Mario Draghi, señaló que la entidad lanzará desde finales de octubre su programa de compra de deuda privada, titulizaciones y bonos garantizados, que durará al menos dos años e incluirá valores de todos los países de la eurozona, incluidos los de aquellos, que como Grecia o Chipre, no alcancen el mínimo de una calificación “BBB-“ exigida habitualmente por la institución. 

Comentarios