Tatoma anuncia un proyecto de ampliación que supondrá la creación de una docena de empleos

El Grupo Tatoma de Monzón ampliará la línea de fabricación de contenedores isotermos. Responsables de la empresa explicaban este proyecto de ampliación a la presidenta del Gobierno de Aragón, Luisa Fernanda Rudi, en la visita que realizaba este lunes a las instalaciones del grupo, situadas en el Polígono La Armentera.

Audio sin título

La inversión prevista en una primera fase asciende a un millón y medio de euros e irá destinada a la construcción de una nave de 1.750 metros cuadrados. Tatoma, que suministra contenedores de todo tipo a multinacionales del automóvil, los electrodomésticos y la alimentación, es el único fabricante español de “isotermos”, como recordaba a esta redacción la alcaldesa de Monzón, Rosa Mª Lanau.

La ampliación supondrá la creación de entre diez y doce puestos de trabajo. La plantilla de Grupo Tatoma se sitúa en 190 empleados, distribuidos entre Inmosa (fabricación de maquinaria agropecuaria), Transformados Torres Martí (contenedores, estanterías y maquinaria especializada) y Servimosa (diseño, montaje y mantenimiento de instalaciones industriales). Este año lo cerrará con una facturación por encima de los 31 millones de euros.

José Luis Martí, uno de los socios, explicaba que este año han vendido cerca de 2.500 unidades y la previsión es alcanzar las 10.000 en 2018. Según decía, es un producto cada vez más demandado por el sector de la alimentación y el farmacéutico. Lo denominan coloquialmente “neveras sin motor”. Actualmente ofrecen nueve modelos y en 2018 serán 20. “La mitad de la producción tendrá como destino la exportación”, añadía Martí.

Rudi valoraba la exclusividad de la producción de Tatoma y su vinculación con General Motors (fábrica de Figueruelas), Balay, Dia y Sabeco, entre otras firmas asentadas en la Comunidad aragonesa. Las obras de la nave comenzarán el mes que viene y estarán concluidas en marzo. A medio plazo llegará una segunda.

Comentarios