El Leasing y Renting han crecido un 20% este 2014

Es lo que ha explicado el director gerente de Ibercaja Leasing-renting, José Luis Rodrigo, en una entrevista concedida a Radio Huesca. Rodrigo ha indicado que el empresario, tras esta crisis que lleva ocho años, ha empezado a tomar la decisión de modernizarse. Aunque ambos contratos son formas de alquiler a largo plazo, la finalidad y los servicios que ofrecen son distintos.

Los últimos datos apuntan a un repunte en la petición de financiación de proyectos, y en particular, de estas modalidades. El director gerente ha explicado que en Ibercaja hay dinero para financiar.

Donde más se esta notando es en el sector del transporte y en general en maquinaria. Los empresarios han realizado un gran esfuerzo por mantener sus empresas –ha indicado-, y están empezando a vender más y exportar más.

Cada Leasing o Renting ayuda a las empresas a crear o mantener un nuevo puesto de trabajo.

En el contrato de renting no figura opción de compra al final del período de contrato, sin embargo, por lo general, si el cliente quiere puede optar por pagar el precio residual y quedarse con el bien. Va buscando más la funcionalidad en cada momento que la inversión en un bien. Por su parte, el contrato de leasing va encaminado a la posesión final del vehículo y en este tipo de contrato si se refleja, desde el principio, la opción de compra al final del período. El leasing es una forma de financiar un bien.

Podemos definir el contrato de leasing como un tipo de contrato de carácter comercial, mediante el cual se entrega un bien a una persona para que este la use con la obligación de pagar una especie de canon de arrendamiento durante un tiempo determinado, cuando dicho tiempo termine la persona tendrá la facultad de adquirir el bien pagando un precio o podrá devolver. El arrendatario tiene la facultar de adquirir la propiedad del bien.

RENTING es un contrato mediante el cual, el arrendador traspasa el derecho a usar un bien a un arrendatario, a cambio del pago de rentas de arrendamiento durante un plazo determinado, al término del cual el arrendatario tiene la opción de comprar el bien arrendado pagando un precio determinado, devolverlo o renovar el contrato

Comentarios