La Ribagorza volverá a reclamar al G.A una financiación justa de las Comarcas

Consejo Sectorial Ribagorza

Alcaldes y consejeros comarcales de 32 de los 34 municipios con los que cuenta la Ribagorza participaban en la sesión ordinaria de la comisión consultiva, celebrada en Benabarre, en la que se presentó el proyecto de presupuestos y se volvió a poner sobre la mesa la gestión de las competencias impropias. Por unanimidad se llegó al acuerdo de volver a reclamar al ejecutivo autonómico una financiación justa que tenga en cuenta las competencias que presta cada Comarca y cómo las presta, la dispersión geográfica y poblacional, entre otras cuestiones.

Audio sin título
Audio sin título
Audio sin título
Audio sin título

Por lo que respecta al presupuesto, que deberá aprobarse en el próximo consejo comarcal, ascenderá a 5.386.850 euros, lo que representa 10.850 euros más que el del ejercicio 2014. En el capítulo ingresos, las transferencias corrientes, suponen 3.863.193 euros, es decir, el 58,29% del total del presupuesto, y las aportaciones municipales, donde se mantienen los criterios representan el 6,08%.

En el apartado gastos, destacan acción social donde la partida asciende a 1.340.900 euros, tratamiento de residuos de 1.254.500 euros o protección civil y extinción de incendios con un gasto de 487.700 euros.

El presidente comarcal, José Franch, se refirió a la situación económica de la institución, algo menos compleja, que hace unos meses señaló y destacó, el consenso de todos los grupos para hacer entender al Gobierno de Aragón que no es igual una comarca a otra y que hay subvencionar por los servicios que prestan. Franch indicó que ni este gobierno ni el anterior “han querido coger el toro por los cuernos y hacer un estudio real de los costes de los servicios”.

El alcalde de Graus, José Antonio Lagüens, acerca del debate sobre las competencias impropias, se refirió a extinción de incendios asegurando que es competencia de DPH. También a la exigencia al ejecutivo autonómico de una financiación justa y una mayor diligencia en los pagos para evitar gastos financieros innecesarios a comarcas y ayuntamientos.

El vicepresidente comarcal, y alcalde de Campo, Eusebio Echart, indicó que no es problema de transferencias sino económico como consecuencia de los recortes. Decía que, lo mismo que reclama el G.A en Madrid es lo que se tiene que aplicar en el reparto de las comarcas y que los impropios se pueden seguir prestando siempre y cuando vayan acompañados de partidas y no de recortes.

Por su parte, Javier Mur, de CHA, se mostró decepcionado porque esperaba más presión y mano dura porque “se arrastra el mismo problema”. El alcalde de Santaliestra añadía que se tienen que valorar cuestiones como la dispersión geográfica y poblacional.

Comentarios