El deporte es uno de los grandes olvidados del gobierno de Ana Alós según el PSOE

Los socialistas de Huesca denuncian el olvido al que se está viendo sometido el deporte oscense en esta legislatura, ya que solo está recibiendo el 0,5% de las inversiones. A lo largo de estos cuatro años e incluyendo la partida prevista en los presupuestos para 2015, las inversiones en deporte no sobrepasan los 170.000 euros, una partida “ínfima y, a todas luces, insuficiente”, que contrasta con los 1.700.000 euros invertidos en la legislatura anterior por los socialistas.

“Un año más, la actual Alcaldesa, de la mano del Gobierno de Aragón, le da la espalda al magnífico tejido asociativo deportivo oscense, que tanto tiempo y esfuerzo ha costado conseguir y al que no ha querido dotar presupuestariamente, abocándolo a un futuro desalentador”, denunciaba el portavoz del Grupo Socialista en el Ayuntamiento de Huesca, Luis Felipe, y por ello votamos en contra del presupuesto en la reunión de ayer del Consejo Rector del Patronato de Deportes.

Por otra parte, los socialistas explicaban que la única inversión del Ayuntamiento en deporte para 2015 recae en una partida de 82,000 euros, destinada a una remodelación parcial de los vestuarios de la piscina San Jorge. “No hay que olvidar que se trata de una instalación del Gobierno de Aragón y que esta institución es quien debería asumir estas pequeñas inversiones que ahora, por dejadez de unos y por incompetencia de otros, recaen en el Ayuntamiento oscense”, recordaba el socialista.

El PSOE de Huesca lamentaba la constante sucesión de recortes que ha aplicado el Gobierno autonómico del PP – y este es un nuevo ejemplo de ello-, “que sumada a la incapacidad y pasividad de la Alcaldesa Ana Alós, condena al olvido aspectos como el deporte que tienen una incidencia directa en la salud, en la sociabilidad y en la educación y que ponen en valor a una ciudad que sabe formar a futuros deportistas de élite”.

El PSOE de Huesca no se mostraba sorprendido pero sí indignado por las consecuencias de los recortes que tanto están caracterizando al gobierno del PP en Aragón y en la ciudad de Huesca.