"Los oscenses tendrán que pagar casi 9 millones por un campo de cereal y un tozal"

La felicitación navideña de la alcaldesa de Huesca, Ana Alós, se veía teñida por la notificación por parte del Tribunal Supremo del recurso que había presentado la propiedad del Polígono 32, en la zona colindante al Cerro de San Jorge, del campo de fútbol o camino Cocorón, por su expropiación y que va a suponer el pago de 4,6 millones de euros más, que sumado a los 4,3 millones que ya se habían pagado van a sumar casi 9 millones de euros por "un campo de cereal y un tozal".

La propiedad del terreno no estaba de acuerdo con la valoración realizada y presentaba un recurso al Tribunal Supremo que le da la razón y la valoración final está en el doble de lo que ya se había pagado. Una situación que produce "gran indignación" en la alcaldesa de Huesca que explicaba que se podría haber llegado a un acuerdo y que los socialistas tendrán que dar una explicación por no haber hecho nada.

Y es que había voluntad por parte de la propiedad para solucionar el tema, tal y como certifican las cartas enviadas al consistorio oscense y que se quedaron fuera del expediente y que tuvo que recuperar la alcaldesa.

El Ayuntamiento de Huesca buscará reunirse con la propiedad para buscar una solución y poder hacer frente a los intereses de la manera más sencilla y más cómoda posible.

En cuanto a las cosecuencias, las principales se van a dar en el presupuesto municipal para 2015 que sufrirá algunos ajustes. Aunque de momento se va a aprobar de la manera que se había planteado ya. El consistorio acudirá a un endeudamiento extraordinario de 2,6 millones de euros para hacer frente al pago.

De esta manera se romperá la estabilidad presupuestaria del Ayuntamiento de Huesca que deberá elaborar un plan económico y financiero para los dos próximos años con ajustes.

Un asunto que arranca ya en el año 1992, la primera valoración del justiprecio se hizo en el 98 y la primera sentencia en 2003. Se ha pagado la que se dio en 2011 a la que la propiedad presentó el recurso que ahora deberá pagar el Ayuntamiento de Huesca.