El carnaval anima las estaciones de esquí

carnaval cerler

Aunque las condiciones del día no han sido las mejores, los esquiadores han respondido y han acudido a los centros invernales del Pirineo Aragonés. El día ha comenzado con cielo cubierto y posteriormente han llegado las precipitaciones de nieve, la visibilidad ha sido media y la calidad de la nieve se ha mantenido polvo. La semana del carnaval es uno de los momentos de alta ocupación en pistas a lo largo de la temporada. La predicción señala cielo cubierto con precipitaciones débiles de nieve. La cota se sitúa entre 1.200 y 1.300 metros.

Los centros invernales han puesto en funcionamiento prácticamente el cien por cien de sus pistas y remontes, con nieve polvo, espesor que en la parte alta supera los tres metros y una zona esquiable de más de 300 kilómetros. Los remontes y pistas se han puesto en servicio de forma progresiva, en función de las condiciones meteorológicas. A esto hay que añadir los espacios nórdicos que también están en muy buenas condiciones.

En el valle del Aragón las estaciones de esquí de Astún y Candanchú han abierto con cerca de 100 kilómetros, En el valle de Tena, el dominio esquiable Formigal-Panticosa, con sus seis valles han ofertado 150 kilómetros. En la parte oriental en la Ribagorza, Cerler ha estado en funcionamiento con 52 kilómetros.

En cuanto a los espacios nórdicos la oferta para este fin de semana es importante, con los circuitos de Somport-Candanchú, Linza en el valle de Ansó, Balneario de Panticosa, Pineta y Llanos del Hospital. Los espesores en algunas zonas alcanzan los dos metros de nieve. Este fin de semana en la estación de Somport se celebra la marcha Popular que organiza el Ayuntamiento de Huesca y Peña Guara.

Comentarios