Vilarrubí vuelve a defender la poda de árboles para afrontar de forma integral la plaga de estorninos

Vilarrubí

Nuevo capítulo en la polémica de los estorninos en Monzón. El Concejal de Medio Ambiente, Javier Vilarrubí, respondía a las contrarréplicas del portavoz municipal de IU, Miguel Aso. Vilarrubí volvía a defender la tala de árboles para hacer frente a esta plaga alegando motivos económicos y de eficacia de las actuaciones.

Audio sin título
Audio sin título

Para el titular de Medio Ambiente, la empresa Sturnus Control, contratada en su día por Aso como concejal del área y ahora por el responsable de Urbanismo, ha sido un fracaso. Aunque puede resultar útil como elemento complementario, no soluciona el problema por sí sola. Según explicaba, la contratación de dichos servicios costaron un total de 60.000€ en tres años.

En opinión de Vilarrubí, esta medida solo aporta una solución puntual, pero no logra ahuyentarlos. De hecho, ello ha propiciado que Monzón cuente con “estorninos autóctonos”, lo que ha supuesto que en ciudades como Huesca se haya pasado de 600 ejemplares a 5.000.

Asimismo, incidía en que las podas se han realizado atendiendo a las demandas de la Asociación del Polígono Paúles y Ceos Cepyme Cinca Medio, que les habían manifestado su malestar porque esa área industrial se había convertido en un “estercolero-granja”. Por ello, había que tomar medidas drásticas en algunos árboles que estaban podridos por las propias heces de estas aves. Estas medidas han podido salir adelante con un presupuesto inferior a los 5.000€.

Según indicaba el concejal, este problema lo viene teniendo Monzón desde hace muchos años, no solo desde hace tres. Concretaba que la tala se va a efectuar sobre 28 unidades, pero que también se han plantado 125 árboles en Los Sotos, entre pinos y carrascas, un dato que omite IU, señalaba Vilarrubí.

El edil concretaba que la política adoptada se basa en una actuación masiva en las zonas de afección más importantes, con una poda que producirá la muerte de árboles que están ya muy dañados por los estorninos para, posteriormente, replantar en la zona otro tipo de árbol de hoja caduca, evitando así que estas aves vayan a zonas donde no tienen protección. Asimismo, recordaba que se están gestionando los permisos oportunos para realizar batidas con cazadores.

Finalmente, Vilarrubí instaba a Miguel Aso a que se preocupe también por el bienestar personal, al tiempo que le acusaba de haber creado un problema en la ciudad: la mala elección del arbolado (plataneros) plantado en las calles trasversales de la Jacilla cuando Aso estaba de titular de Urbanismo y Medio Ambiente.

Comentarios