Río Aragón denuncia que la ministra miente sobre las repercusiones de la riada en el embalse de Yesa

Ante las afirmaciones de la ministra de medio ambiente, García Tejerina, en una visita a las zonas afectadas por las recientes inundaciones del río Ebro, en las que señalaba que “el recrecimiento de Yesa habría ayudado a paliar estas avenidas”, la asociación Río Aragón, manifiesta que la ministra miente, pues un embalse para regadío, como Yesa, se construye para que esté lleno, sea cual sea su tamaño, y no para laminar avenidas.

Por otra parte, la gestión que se ha hecho de este embalse ha sido nefasta ya que el desembalse previo para dejar sitio se hizo de forma apresurada y en el último momento, generando así una aportación extra al sumarse al pico de riada en el Ebro.

Río Aragón señala que estas afirmaciones sólo obedecen a intereses políticos y económicos de su partido en el recrecimiento Yesa. Un ingente desvío presupuestario, pasando de 113 a 425 millones de euros, y unas empresas adjudicatarias que aparecen en los papeles de Bárcenas. Una obra que recordemos, señala Río Aragón, fue adjudicada por el ministro Jaume Matas, encarcelado por corrupción.

Más adelante hacen constar que la CHE está timando a la ciudadanía, pues entre todos los contribuyentes estamos pagando el 30% de la explotación del embalse de Yesa, supuestamente para laminar avenidas. Pero este cometido sólo se puede asegurar manteniendo siempre el embalse medio vacío, al menos un 30%, cosa que no tolerarían los regantes, sus principales beneficiarios. Por muy grande que se haga el pantano siempre se llenará, como ha ocurrido hasta ahora, impidiendo de facto que lamine avenidas, salvo en épocas de sequía.

Esta asociación lamenta profundamente que se intente desviar la atención apelando a la demagogia y las propuestas simplistas, que ni han sido solución ni lo serán en el futuro, lejos de afrontar medidas eficaces para devolver a los ríos el espacio que nunca debieron perder.

Finalizan diciendo que es una canallada aprovecharse del enfado y el dolor generados por la mala gestión de la situación para reivindicar el recrecimiento de Yesa. Más si cabe cuando la propia ministra sabe que un pantano mayor, asentado sobre estas inestables laderas, puede originar una catástrofe humana aguas abajo de la presa, un hecho reconocido explícitamente en informes de la propia CHE de enero de 2013 emitidos con motivo del deslizamiento de la ladera derecha de la cerrada.

Comentarios