Serrablo: en el ADN

Tertulia Amigos de Serrablo

En las jornadas de “Serrablo: mil años” se ha llevado a cabo una tertulia radiofónica realizada en colaboración con Radio Sabiñánigo-Cadena Ser en la que han participado en el estudio 7 invitados vinculados al territorio y a la Asociación Amigos de Serrablo en distintos momentos desde su creación. Felipe García socio fundado que contribuyó en la restauración de iglesias con su empresa Serrablesa de Construcciones, Carlos Laguarta el primer presidente de Amigos de Serrablo, el actual presidente Jesús Montuenga, Leonardo Puértolas vinculado a a la asociación desde sus inicios. Alfredo Gavín director del Museo de Dibujo Julio Gavín-Castillo de Larrés, Eduardo López, alcalde de pueblo de Lárrede y Jesús Lasierra, alcalde de Sabiñánigo.

Por teléfono se ha contado con la opinión y comentario de cinco invitados, Enrique Satué vinculado Amigos de Serrablo desde sus orígenes y exdirector del Museo Ángel Orensanz y Artes de Serrablo. Fernando Alvira, artista y director del Instituto de Estudios Altoaragoneses. Peridis, dibujante, creador de las Escuelas Taller y experto en Patrimonio. Arancha Mendivil actual colaboradora, miembro del grupo de trabajo y diseñadora gráfica y Eduardo Sánchez periodista y responsable actual de la publicación de la revista de Amigos de Serrablo.

Todos ellos resaltaron, junto a vivencias personales, que Amigos de Serrablo, dentro de su trabajo de 44 años en la recuperación, descubrimiento y preservación del patrimonio, supuso el imprimir la identidad de las gentes del Serrablo.

Serrablo. La palabra. Tres sílabas. Ocho letras. Empieza en el paladar y acaba en los labios, como un beso: Serrablo. Alguien dijo que la palabra es el arma de los seres humanos, el arma para aproximarnos unos a otros.

Hay palabras que conviene olvidar: guerra, odio, dolor, abandono, soledad…pero otras conviene mantenerlas: Serrablo.

Las generaciones que se encuentran ahora entre el colegio y el instituto, entre el wasap y tuiter, entre algunas de las múltiples leyes de educación que nos imponen; esa gente jóven a la que también les preocupa la vida que les rodea…tienen que saber que la palabra Serrablo es de ellos y de ellas.

No la tienen que adoptar, no la van a comprar en internet, no se la ha inventado ningún monologuista de moda y no viene de América. La palabra Serrablo - tienen que conocerlo- va en su ADN. Serrablo son ellos, Serrablo es donde nacieron, Serrablo es donde ahora mismo habitan sus sueños; Serrablo es el arma que tendrán que utilizar para cuando, fuera de su tierra, la nostalgia les impida respirar. Entonces, entonces, pronunciarán Serrablo y comprenderán todo esto: su vida, su historia, su tierra, sus piedras, su paisaje.

Serrablo, empieza en el paladar y acaba en los labios, como un beso: Serrablo.

Es la palabra que nos aproxima unos a otros. Antes de conocer el más allá, deberíamos conocer el más aquí y luego, con la palabra Serrablo tatuada en la memoria…luego volar , entrar, salir, quedarnos ….

Serrablo. Una palabra. Tres sílabas. Ocho letras.

Esta palabra, hoy, debería ser ya Trending Topic en las redes..¿a qué esperáis? …almohadillaserrablo…

Cristina Pérez Diego

Comentarios