Apoyo unánime en las Cortes para la continuidad militar en Huesca y Jaca

Cuartel Sancho Ramírez Soldados militares

Las Cortes han apoyado una proposición no de ley presentada por el PAR para “reclamar al Ministerio de Defensa el mantenimiento del Cuartel”, “dejar sin efecto la supresión de la Jefatura de Tropas de Montaña de Jaca”, así como “manifestar el apoyo a las familias y plataforma de afectados”. El apoyo se hacía visible en la Comisión Institucional y de Desarrollo Estatutario.

El encargado de defender esta iniciativa, el diputado del PAR Antonio Ruspira, ha asegurado que “este tema no es baladí para los oscenses” porque “perjudica de manera irreversible a la ciudad”. Además, ha recordado que tanto el Ayuntamiento de Huesca, la Comarca La Hoya de Huesca, como la Diputación de Huesca han aprobado de iniciativas similares “con el apoyo unánime, total y absoluto en todos ellos”.

Las palabras de Ruspira han sido suscritas por el diputado del PP Fernando González que, durante su intervención en este punto del día, ha mantenido que“tanto en Jaca como en Huesca, como en el resto de la provincia, la relación entre vecinos e instituciones con el Ejército ha sido siempre de colaboración extraordinaria”. Además, en su opinión, “la ciudad de Huesca sería muy difícil entenderla sin los militares”, por lo que “hay que darle la vuelta a esta situación”, ha dicho González. 

El diputado socialista Carlos Tomás ha remarcado en su intervención que “ésta es una decisión política del Gobierno de España del Partido Popular”, y que “desde el PSOE, en todas las agrupaciones, nos hemos opuesto de forma activa a que Huesca y Jaca dejen de ser referentes en la planificación del Ejército de Tierra”.

Además, ha remarcado que “hace casi nueve años, el entonces ministro de Defensa socialista José Bono suscribió un compromiso para su mantenimiento”, algo que “pensamos que debería hacer el actual ministro”. 

Según el portavoz de CHA, José Luis Soro, “no hablamos solo de un cuartel”, sino que este asunto “es una cuestión de ciudad”, ya que con el cierre de esta instalación el municipio “se ve afectado de forma muy severa”. Ha remarcado en su intervención que, además de los 250 empleos que genera de manera directa el cuartel, “hay mucho empleo indirecto que tiene trabajo gracias al acuartelamiento”, y ha cifrado en “un aumento de un 15% o 20% del paro” el impacto que supondrá el cierre si sigue adelante. 

Por último, la diputada de IU Patricia Luquin ha asegurado “suscribir el apoyo mostrado por los concejales de IU en el Ayuntamiento de Huesca” al respecto de este asunto, lo que considera motivo suficiente para que su Grupo Parlamentario no “ponga ningún impedimento en la búsqueda de la unanimidad” en la Cámara aragonesa, según las propias palabas de Luquin.

Comentarios