Apudepa felicita a la DPH por la compra de la Cartuja de las Fuentes

La Asociación de Acción Pública para la Defensa del Patrimonio Aragonés, Apudepa, ha mostrado su satisfacción tras el anuncio público de la compra de la Cartuja de Nuestra Señora de las Fuentes por parte de la Diputación Provincial de Huesca. Consideran muy gratificante que la corporación provincial haya recogido los anhelos de los monegrinos y de los amantes del patrimonio y haya decidido invertir en un bien cultural de tamaña importancia. La Asociación desea felicitar a la Diputación y reconocer su interés en este asunto, que ha suplido lo que consideran una desidia habitual del Gobierno de Aragón. También quiere reconocer nuevamente la labor de conservación llevada a cabo, con los medios posibles, por la familia propietaria. Además, la Asociación desea que esta vez la adquisición suponga el comienzo de una senda de conservación del patrimonio

Apudepa ha venido trabajando desde hace muchos años para que la sociedad aragonesa fuera consciente del enorme valor cultural del complejo. En los últimos meses, además, las acciones de la Asociación se han intensificado ante la peligrosa situación que se cernía después de que la propiedad perdiese parte de las rentas con las que periódicamente hacía frente a la conservación del inmueble.

Apudepa encargó en 2014 a un grupo de expertos un amplio informe técnico entregado al Gobierno de Aragón y a la Diputación de Huesca. Representantes de Apudepa y de este grupo se entrevistaron asimismo con el director general de Patrimonio Cultural, Javier Callizo, sin que existiese una respuesta satisfactoria por parte del Gobierno. La Asociación compareció además ante las Cortes para puntualizar ciertas informaciones técnicas erróneas. Y participó también en las iniciativas llevadas a cabo por la plataforma Salvemos La Cartuja, que desde los Monegros ha coordinado una intensa campaña de movilización popular a favor de la recuperación social y cultural del monasterio.

Por último, Apudepa desea llamar la atención sobre el hecho de que la adquisición pública no garantiza por sí sola la recuperación y la correcta conservación de la Cartuja. En opinión de la Asociación, esa recuperación debe obedecer a un plan consensuado, técnica y socialmente, que responda a las voluntades de los habitantes y respete la naturaleza histórica del conjunto inmueble. Apudepa considera que, con voluntad política y amplia participación social y técnica, la conservación de La Cartuja puede convertirse en un proceso ejemplar de respeto y amor hacia el patrimonio cultural y nuestro territorio.

Comentarios