De Pedro apuesta por la unidad de cuenca y por continuar con las políticas novedosas del Plan Hidrológico del Ebro

La Asamblea de Usuarios de la Confederación Hidrográfica del Ebro se reunía este martes. En el encuentro, el presidente de la institución, Xavier de Pedro, presentaba el informe del Organismo, en el que, además de destacar la situación actual de las reservas de la Cuenca que platean una buena campaña, explicaba que se prevé comenzar en breve con el primer grupo de actuaciones de emergencia en las zonas afectadas por las avenidas extraordinarias, que no están tan condicionadas por la situación actual de caudales. De Pedro aprovechaba esta reunión ordinaria de la Asamblea para su despedida, ya que cesará de su cargo este mismo mes de abril. Ante los usuarios apostaba por la unidad de cuenca para la gestión de todos los intereses de la Demarcación y también por continuar con las políticas novedosas que ha definido el Plan Hidrológico de la Demarcación del Ebro y que son la base para el desarrollo económico y social de la Cuenca.

Entre ellas, plantea que siga potenciándose el binomio agua y energía con las vías abiertas con la reversión de saltos hidroeléctricos a la Administración y con la reclamación de la energía reservada al Estado, dos fórmulas exploradas por primera vez en España en la Cuenca del Ebro y que están permitiendo una apuesta por la restitución territorial, la modernización de regadíos y por proyectos que estaban paralizados. En este sentido explicaba que actualmente hay abiertos cinco expedientes de reversión de saltos y que queda por resolver la reclamación de energía reservada en los aprovechamientos gestionados por Endesa, pendientes de que el Consejo de Ministros dirima sobre la discrepancia de precios entre la propuesta de la Confederación, basada en costes de producción y la propuesta presentada por la empresa.

También recordaba las reservas estratégicas reconocidas en el Plan para las Comunidades Autónomas, que por un lado suponen una garantía a los usos futuros de las Cuenca  y por otro, una apuesta por una mayor participación de los territorios en la gestión a través del Plan. Por último añadía que junto con los usos hay que seguir trabajando para conseguir el buen estado ecológico de las masas de agua, gracias a herramientas como los caudales ecológicos que se han empezado a aplicar en esta legislatura.

El presidente de la Confederación calificaba de compleja esta legislatura por los distintos episodios de crecidas a los que se ha  enfrentado la Cuenca, así como a una sequía. Además, el episodio de contaminación por lindano de la cuenca del Gállego provocada por el traslado del vertedero de Bailín obliga, según señalaba De Pedro, a trabajar entre todas las administraciones para una descontaminación definitiva, aunque recordaba que los datos de seguimiento muestran de nuevo una tendencia positiva para el estado del río.

Otro de los asuntos tratados era el avance de tramitación del Plan de Gestión de Riesgo de Inundaciones. La Confederación ha elaborado los mapas de peligrosidad y riesgo que se han convertido ya en una herramienta fundamental de información para los servicios de Protección Civil y además, sigue apostando por herramientas que mejoren la previsión y sobre todo la gestión de embalses para reducir en lo posible los efectos de las avenidas. En el Plan de Gestión se recogen medidas que supondrán trabajo de todas las administraciones desde sus competencias (gestión hidrológica, urbanismo, ordenación del territorio, medio ambiente, protección civil), además de propuestas para la autoprotección.

Sobre las infraestructuras pendientes en la Cuenca del Ebro, De Pedro indicaba que en este sentido el Plan del Ebro es también una garantía a través del programa de medidas. Recordaba los últimos avances, con el inicio de las obras para levantar la presa de Yesa (Navarra/Zaragoza), donde además se ha realizado una importante inversión en trabajos que garantizan la seguridad. También se han reactivado las obras de la presa de Enciso (La Rioja); los proyectos de regulación del Gállego (Biscarrués y Almudévar) o los distintos proyectos de Monegros II.

Junto con estas infraestructuras, otra de las grandes apuestas ha sido la inversión en actuaciones en cauce para la mejora de la capacidad de desagüe de los cauces de la Cuenca.

Para terminar, el presidente del Organismo de Cuenca quería recordar ante los usuarios la importante apuesta por la transparencia para potenciar la participación de la sociedad en la gestión del agua. En esto, la Confederación cuenta con los órganos colegiados, como la propia Asamblea de Usuarios, ejemplo de democracia. En esta apuesta son herramientas principales la página web de la Confederación, la e-administración, un Sistema Automático de Información Hidrológica (SAIH) abierto y público, herramientas de consulta de usos, vertidos y cartografía.

Comentarios