Llega el 1 de Mayo sin mejoras laborales y muchos derechos por recuperar

Rosa Serrano Begoña Pérez

La celebración del 1 de Mayo, Día del Trabajador, llega más reivindicativo que nunca, tras un año en el que, a juicio de UGT y CC.OO., no se ha producido ningún tipo de mejora laboral. Este viernes los sindicatos mayoritarios volverán a recorrer las calles de Huesca, a partir de las 12.00 horas, para protestar por las políticas de recortes de los últimos cuatro años que han contribuido a la precariedad laboral y a una mayor desigualdad social. Y lo harán bajo el lema “Así no salimos de la crisis”.

La manifestación saldrá a las 12.30 horas desde la Plaza Navarra, previa concentración, para recorrer Duquesa Villahermosa, plaza Lopez Allué con parada ante la sede de CEOS CEPYME Huesca, calle Moya, Coso Alto, calle Capuchinas para finalizar en la Plaza Cervantes donde se leerán sendos manifiestos.

Una jornada reivindicativa en la que exigirán la derogación de la reforma laboral y la recuperación de los derechos perdidos, incluida la negociación colectiva, herramienta clave para la defensa de los intereses de los trabajadores. “Las personas, -recuerdan a las administraciones-, deben ser lo primero”.

Los sindicatos abogan por políticas activas que acaben con las cifras del desempleo en Huesca y provincia, con el paro juvenil y con la desprotección de los parados de larga duración. Así mismo, inciden en la necesidad de una subida salarial que permita a los trabajadores recuperar su poder adquisitivo. Entonces, dicen, se podrá empezar a hablar de recuperación económica.

Por otro lado, exigirán responsabilidad a los empresarios y a la Administración para que antepongan los intereses de la ciudadanía a los suyos propios. A las puertas de las elecciones municipales y autonómicas, los sindicatos animan a ejercer el derecho al voto, pero también “seriedad en la elaboración de los programas electorales que, señalan, deben centrarse en la creación de empleo”.

Comentarios