Cena fin de curso de los “cocineros” de la Asociación Down

Casi una veintena de jóvenes pertenecientes a la Asociación Down celebraban este martes una cena, en la que mostraban a familiares, responsables de asociaciones y autoridades, sus progresos en el mundo de la cocina. Desde hace varios meses, todos los lunes y martes, de 4 y media a 8 de la tarde, durante tres horas y media, aprenden recetas fáciles, que les permiten ser cada vez más autónomos en el mundo de la cocina. En la Escuela de Hostelería preparaban un suculento menú, que era servido por otros participantes de un curso de adaptación de Cruz Roja

Entrantes consistentes en piruletas de carne, croquetas y mejillón tigre, un gazpacho de fresa, chuletas de cerdo rellenas y manzana con ginebra y menta era la cena que habían preparado en una tarde de mucha responsabilidad y repleta de nervios. Además de cocinar, recibían nociones de hostelería, como la importancia de las comandas o cómo servir.

A la cena asistían representantes del ayuntamiento de Huesca, el presidente de la Comarca de la Hoya, el director gerente del INAEM, el presidente provincial y regional de Cruz Roja o la presidenta de la Asociación Down, entre otros.

Al término de la cena, los jóvenes cocineros mostraban su agradecimiento y tenían un detalle con todo el personal que ha trabajado en labores de apoyo a esta actividad, como profesores de cocina, un psicólogo, monitores de la asociación Down e incluso familiares.

Éste es el segundo año en el que se realiza este curso, que se prolongará hasta el mes de julio, y se espera que pudiese repetirse el próximo año, convirtiéndose incluso en una Escuela Taller, gracias a la que pudiesen finalizar con diploma acreditativo.

Comentarios