Sin dorsal. El cicloturista herido grave en Graus no estaba inscrito en la prueba

Los cicloturistas que resultaban heridos en la Puertos de la Ribagorza evolucionan favorablemente. Todos ellos fueron trasladaos el sábado al hospital de Barbastro para una primera evaluación y cuatro de ellos derivados a Zaragoza y desde allí a sus centros hospitalarios de referencia para ser sometidos a operaciones quirúrgicas, principalmente, por rotura de clavícula. Desde el C.C Graus, Jorge Torres, aclaraba que el cicloturista que resultaba con traumatismo craneoencefálico participaba sin dorsal y, por lo tanto sin estar inscrito en la marcha. Añadía que la responsabilidad, en este caso, ya no es de la organización sino del propio cicloturista que, afortunadamente, no hizo caer a otros participantes.

Audio sin título
Audio sin título
Audio sin título

Torres apuntaba que en la edición 2015 hubo cuatro evacuados menos que en 2014 pero que, al producirse todas las caídas en un intervalo de apenas 15 minutos, el servicio sanitario se colapsó y se decidió realizar una parada técnica, reagrupar a los cicloturistas y acercarlos a los avituallamientos para que no les faltara de nada hasta que se volvió a reorganizar el servicio sanitario.

Acerca del debate sobre la idoneidad o no de conear varios kilómetros para permitir la circulación en sentido contrario a la marcha, Torres, decía que, es cierto que los conos fueron motivo de varias caídas pero que también el cicloturista debe entender que hay que buscar el equilibrio en la convivencia entre bicis y coches. Como organizador, añadía, lo que le gustaría es poder cortar las carreteras mientras dura la prueba pero entiende que es inviable tener durante tantas horas las vías cortadas al tráfico.

Considera que no hay que olvidar que es un evento deportivo, con más de 2.400 participantes, en carretera, con mucha velocidad, en la que los cicloturistas tienden a invadir el carril contrario y que, es cuestión, de entender que los conos son como una línea continua que hay que respetar y evitar entrar y salir o zizagear. Se trata apuntaba de disfrutar del cicloturismo, rodar en grupo y extremar precauciones porque el lunes todo el mundo debe volver a su día a día.

Torres considera que tras lo acontecido en esta edición la Puertos de Ribagorza sale reforzada, por lo acertado de las decisiones que se tomaron, y que se seguirá apostando por el cicloturismo, puro y duro, con velocidad libre.  

 

 

 

Comentarios