Paralizado el proceso de devolución de los bienes de Sijena

La titular del Juzgado de Primera Instancia 1 de Huesca, Carmen Aznar, ha suspendido provisionalmente el procedimiento de ejecución de la sentencia que ordenaba la devolución de las 97 piezas de arte del Monasterio de Sijena tras el conflicto jurisdiccional planteado por la Generalitat de Cataluña. Cabe recordar que la fecha fijada era el 25 de septiembre de este mismo año.

En el auto de suspensión, la juez pide a las partes demandantes, Ayuntamiento de Villanueva de Sijena y Gobierno de Aragón, así como a la fiscalía de Huesca que se pronuncien sobre el conflicto de competencias en un plazo de 10 días, antes de resolver la petición, que firma el consejero catalán de Cultura, Ferrán Mascarell.

Según asegura en un comunicado el letrado del Ayuntamiento de Villanueva de Sijena, Jorge Español, si la juez rechaza la demanda y se declara competente para resolver el litigio, la Generalitat tendría la opción de acudir a la sala de conflictos del Tribunal Supremo, que podría dilatar su respuesta en un plazo de 4 a 5 meses.

El letrado anuncia que en su escrito de alegaciones pedirá que se rechace la petición de la Generalitat y se proceda al secuestro judicial de los bienes y su depósito en un museo estatal como medida de "aseguramiento" del cumplimiento de la sentencia.

La propia juez advierte en su auto que la suspensión de la sentencia se lleva a cabo "sin perjuicio de las adopción posterior de las medidas imprescindibles para evitar que se eluda la acción de la justicia".

Español se muestra "absolutamente convencido" de la inadmisión del conflicto de competencias y asegura que su finalidad última es "dilatar" en el tiempo el cumplimiento del plazo dado por la juez para la entrega de las piezas, el próximo 25 de septiembre, dos días antes de las elecciones a la Generalitat.

El letrado cree, además, que la iniciativa de la Generalitat está planteada desde la "mala fe" y es "extemporánea" ya que asumió inicialmente la jurisdicción ordinaria para la resolución del litigio.

El conflicto de competencias argumenta que la sentencia condenatoria se dictó "obviando" las competencias en materia de patrimonio cultural que tiene atribuidas la Generalitat de Cataluña.

La sentencia del tribunal oscense declaró nulas de pleno derecho las tres operaciones de venta a Cataluña de alrededor de un centenar de bienes del monasterio y ordenó su retorno cenobio como parte "indivisible" del conjunto, declarado Monumento Nacional. El auto de ejecución dictado unos días después a instancias del Gobierno aragonés y del Ayuntamiento de Sijena requiere tanto a la Generalitat como al Museo Nacional de Arte de Cataluña que "procedan" a trasladar los bienes relacionados en la sentencia con las "medidas habituales de seguridad" antes del 25 de septiembre próximo.

Comentarios