Los mejores bocados en el Ribagorza de Tapas 2015

El restaurante Arp de Benabarre, ganador de la pasada edición, era el escenario en el que se inauguraba, este año, el séptimo concurso de tapas de la Ribagorza. Lo hacía en el jardín, recibiendo a las autoridades de la comarca, entre ellas su presidente, José Franch, el teniente alcalde de Graus, Joaquín Baldellou, el director Diario del Alto Aragón, Javier García Antón, y el presidente de la Asociación de Fabricantes de Longaniza, Mariano Ciutad.

Audio sin título
Audio sin título

Todos ellos destacaban el valor turístico de este concurso y de la gastronomía de la Ribagorza. “Tenemos una gastronomía y unos profesionales excelentes. Queremos destacar el territorio y hacerlo desde la propia comarca”, comentaba Javier García Antón. Por su parte, José Franch pedía el “apoyo de todos” ya que según él, éste concurso es importante tanto para la longaniza como para dar a conocer el territorio.

La primera tapa que ofrece este año el Arp contiene longaniza rellena de queso con nube de algodón de azúcar y crema de cebolla. La segunda tapa, más tradicional, es de chireta en tempura con azafrán, miel y ensalada. “Soy bastante creativo”, se autodefinía el cocinero David Grasa, que afirmaba haber incluido la tapa ganadora de la edición anterior en aperitivos de bautizos y comuniones con mucho éxito.

La VII edición del concurso va a tener lugar del 9 al 13, y del 16 al 19 de julio, en 14 restaurantes diferentes de las poblaciones de Benabarre, Graus, Campo, Castejon de Sos y Cerler. “Seguimos superando las expectativas de años anteriores. Esperamos que os animéis y vengáis a disfrutar de las tapas” decía Mariano Ciutad.

El jurado partirá mañana en un tour gastronómico con el fin de tastar todas las tapas que se ofrecerán en esta VII edición. La tapa costará 2,60 euros e irá acompañada de un vino, cerveza, refresco o agua.

Comentarios