El plan de mejora de la seguridad en los centros educativos llega a más de 10.000 personas

A lo largo del recién terminado curso escolar, el Plan Director para la Convivencia y Mejora de la Seguridad en los Centros Educativos y sus Entornos ha llegado a 10.033 personas (entre alumnos, padres y profesores), un número superior al del año pasado, cuando los asistentes a las actividades impulsadas por este plan superaron ligeramente las 9.900.

Audio sin título

La Policía Nacional y la Guardia Civil han ofrecido un total de 337 charlas, reuniones, actividades y exhibiciones relacionadas con cuestiones como la convivencia y seguridad en los centros educativos con el objetivo de enseñar a los alumnos a enfrentarse a problemas relacionados y mostrar el apoyo con el que cuentan en las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

Agentes de la Guardia Civil y de la Policía Nacional se han desplazado a 76 centros escolares del Altoaragón, donde se han tratado temas como el acoso escolar, las drogas y el alcohol, cuestiones relacionadas con bandas juveniles, la violencia de género o los riesgos en internet. El tema más solicitado durante este curso ha sido el de riesgos en internet (ciberacoso escolar (ciberbulling), grooming, sexting y suplantación de la identidad, entre otros)

La Subdelegada del Gobierno de España en Huesca, María Teresa Lacruz, así como los responsables de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, y los representantes de los centros docentes y padres han mostrado su satisfacción por la buena marcha del plan, que incrementa año tras año sus actividades y asistentes, y permite prevenir y reducir la actividad delictiva.

El Plan arrancó en 2006 para solucionar problemas que pudieran aparecer en las escuelas y sus entornos, relacionados con la convivencia y la seguridad, para lo que se contó desde el primero momento con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y con las autoridades educativas.

Las actividades están dirigidas a mostrar la labor que hacen Guardia Civil y Policía Nacional en favor de los alumnos, para que sean conscientes de los recursos policiales que tienen a su disposición. Los agentes también forman a los alumnos en el rechazo a comportamientos violentos, en el respeto a los derechos y libertades y en los peligros que acarrea el consumo de drogas y alcohol.

Comentarios