Benasque ya tiene todo listo para el Gran Trail Trangoworld Aneto-Posets

gran trail

Todo listo para que más de 2.700 deportistas se den cita durante el fin de semana del 24 al 26 de julio en el Valle de Benasque en la Gran Trail Trangoworld Aneto-Posets. Cinco circuitos, para todos los niveles. Más de 300 voluntarios, y los miles de acompañantes que vienen con los deportistas, hacen de esta cita la mayor fiesta de las carreras de montaña de España.

La Gran Trail Aneto-Posets, 109 kilómetros y 6.970 metros de desnivel. Se rodean las cumbres del Aneto y el Posets, en condiciones de autosuficiencia, aunque con el apoyo de la organización de la carrera, al igual que en el resto de pruebas, con avituallamientos y servicios médicos. La salida de esta prueba será a las 00:00 horas del viernes

La Vuelta al Aneto consta de 58 kilómetros y 3690 metros de desnivel, con salida a las 7 de la mañana. La Maratón de las Tucas 42 kilómetros y 2.580 metros de desnivel, salen a las 9 de la mañana. Estas tres pruebas son muy exigentes. Por eso se crearon otras dos para empezar a aficionar a la gente a este tipo de carreras. La Vuelta al Pico Cerler, de 22,5 kilómetros y 1.230 metros de desnivel, y la Vuelta al Molino de Cerler, de 9 kilómetros y 450 metros de desnivel, con salida a las 9 de la mañana del domingo.

Promueve esta carrera la Asociación Turística Empresarial Valle de Benasque, organización a cargo de la empresa PRAMES S.A., organización técnica de Peña Guara, además colaboran Federación Aragonesa de Montañismo, y varios clubes de montaña de Aragón.

En la parte de seguridad Guardia Civil, bomberos, Agentes de Protección de la Naturaleza, tropas de montaña, servicio de ambulancias…todo un operativo para subsanar cualquier problema que pueda tener lugar.

ESPECTACULAR PRUEBA Y DISPOSITIVO

Todo preparado para una nueva edición del Gran Trail Trangoworld Aneto-Posets, que se celebrará este próximo fin de semana en el Valle de Benasque, con más de 2.700 corredores listos para tomar la salida.

Pionero desde los años 90 del trail running, el valle de Benasque volverá a ser un año más referente nacional de esta popular modalidad deportiva.

Bajo el lema ‘Un Pirineo extremo, un recorrido infinito’, este próximo viernes 24 de julio, a las 24.00 horas, arrancará esta gran fiesta de las carreras por montaña.

El éxito de participación es indudable: cuatro de las cinco pruebas que conforman el evento han copado el límite de inscripciones: 300 del Gran Trail Aneto-Posets, 644 de las 800 plazas de la Vuelta al Aneto, 1.000 de la Maratón de las Tucas, 500 de la Vuelta al Pico Cerler y 250 de la Vuelta al Molino de Cerler.

Todos ellos, más los corredores invitados por las marcas patrocinadoras y colaboradoras, serán los más de 2.700 apasionados protagonistas venidos de más de medio mundo, de cuatro continentes.

Si los años pasados, la celebración del GTTAP supuso un gran impulso socioeconómico al valle de Benasque, este año se ha superado a sí mismo y se superarán las 20.000 pernoctas en el valle, que estará al 100%.

Patrocinadores

Pero llevar a cabo con éxito este complejo evento deportivo no sería posible sin todos aquellos que, de una u otra forma, participan en el patrocinio de la prueba. Entre ellos y principalmente Gobierno de Aragón y Diputación de Huesca, como patrocinadores institucionales, y la marca de material deportivo Trangoworld, desde el ámbito privado. Este año, además, se han integrado al grupo de patrocinadores principales otras dos marcas con sus productos especiales para corredores: Biofrutal, especialista en producción de alimentos ecológicos para deportistas; y Polar, líder mundial en pulsómetros.

Además de éstas, se cuenta con otras numerosas marcas colaboradoras con las que la prueba suma esfuerzos, calidad y servicio: Ambar, Bankia, Podoactiva, Caldo Aneto, Barrabes, Samsung, Cébé, Simply y Aquaphor de Eucerín. Referentes importantes y notablemente representativos de cada uno de sus sectores.

Cinco son las pruebas del Gran Trail Trangoworld Aneto-Posets.

El Gran Trail Aneto-Posets (109 km y 7.000 m+) es la carrera reina, dibujando un duro y excepcional circuito en forma de infinito alrededor del Aneto y del Posets, las dos cumbres más altas de todos los Pirineos.

La siguiente prueba en dureza y vistosidad es la Vuelta al Aneto (58 km y 3.700 m+), todo un clásico que permite enfrentarse a los paisaje alpinos más soberbios de la cordillera.

El Maratón de las Tucas (42 km y 2.500 m+), cada vez más popular, es un verdadero maratón por montaña que se desarrolla en el entorno del macizo del Posets, por paisajes alpinos de gran belleza.

Finalmente, hay dos pruebas para quienes quieren iniciarse en el mundo de las carreras por montaña: la Vuelta al Pico Cerler (22,5 km y 1.230 m+), una media maratón; y la Vuelta al Molino de Cerler (9 km y 450 m+), una carrera creada para aquellos menores que se quieran iniciar en estas lides desde los 16 años. Ambas descubren los prados ganaderos y los bosques más característicos del valle, recorriendo en parte la estación de esquí de Aramón Cerler.

Este año, las principales novedades son la incorporación de un nuevo punto de avituallamiento en el refugio de Coronas, situado en el valle de Ballibierna; y la utilización del refugio que la Federación Aragonesa de Montañismo (FAM) está construyendo en el Cap de Llauset, que se añade a las instalaciones de soporte de la prueba, pues su construcción está muy avanzada.

Además, se refuerza la seguridad en los collados, con más voluntarios y material técnico, y se potencia el marcaje del recorrido, para que éste se interprete más rápidamente.

También se mejora el área de meta para que los familiares de los corredores disfruten más y más cerca de los suyos y del espectacular ambiente que se genera. Para ello se han tenido en cuenta las más de 1.000 encuestas contestadas que llegaron a la organización con sugerencias e ideas para aplicar a esta edición.

La adecuada gestión de todo este complejo y enorme volumen de contingencias y corredores no sería posible sin la participación de un gran número de voluntarios, unos 340 en esta ocasión.

Son ellos los que se encargan de señalizar itinerarios, confección de bolsas del corredor y entregas de dorsales, briefings, puestos de control y de avituallamiento. Son los que velan por la seguridad de los corredores y el buen desarrollo de la carrera, los que visten la salida y meta, los que coordinan las comunicaciones, dan la información y atienden a participantes y acompañantes, y por supuesto se ocupan de dejar la montaña tal y como estaba antes de las carreras, además de ayudar en cualquieras otras labores que se requieran.

Muchos tienen una larga experiencia en montaña, pero realmente hay de todo: profesionales en la organización de eventos deportivos, fotógrafos, fisioterapeutas y un buen número de especialistas en medicina y enfermería, absolutamente necesarios. Su procedencia también es muy diversa, la mayoría son aragoneses, pero llegan de media España: Valencia, Cataluña, Madrid, Andalucía, Cantabria, País Vasco, Navarra, etc., e incluso EEUU.

Por su experiencia deportiva y organizativa, tienen un peso especial los pertenecientes a clubes de montaña de la FAM. El mayor número de voluntarios lo aporta Peña Guara, y a ellos se suman miembros de Montañeros de Aragón de Barbastro, Montañeros de Aragón de Zaragoza, Os Andarines d’Aragón, Grupo Alpino Javalambre, Club de Montaña Pirineos, Club Litera Montaña, Club Montisonense de Montaña, Club Atlético Sobrarbe y Club de Montaña Exea.

Es digna de mención también la gran labor que realiza durante este fin de semana el personal de los Refugios guardados de Biadós, Ángel Orús, Estós y La Renclusa; y la Escuela de Montaña de Benasque.

El territorio

Por último, y no por ello menos importante, son fundamentales las colaboraciones de los ayuntamientos de Benasque (con una trascendental aportación de trabajo de sus trabajadores), Sahún, Montanuy y Gistaín, en los valles por donde transcurren las carreras. También, del Parque Natural Posets-Maladeta, de su personal y sus Agentes de Protección de Naturaleza; de la estación de esquí de Aramón Cerler; de los numerosos efectivos desplegados por la Guardia Civil (puesto de Benasque, GREIM y Comandancia de Huesca); de las tropas de montaña de la USBAD Oroel; de la Comarca de La Ribagorza y de sus Bomberos y Protección Civil; del Ayuntamiento de Graus y del Club ciclista de dicha localidad; de las sociedades gestoras de los montes de Estós, de Eriste, de Rigüeno-Angliós y la Vall, además de la implicación de los vecinos de todo el valle.

Todo ello con el objetivo es dar el mejor servicio a corredores, acompañantes y visitantes en el inmejorable marco de una de las mejores carreras por montaña dentro del panorama nacional e internacional.

Comentarios