CHA solicita que se descarte definitivamente el proyecto de Centenera

Este jueves, Chunta Aragonesista presentaba, como partido político, las alegaciones realizadas al proyecto denominado “Reapertura del pozo Centenera” de Graus y en las que solicitan que se descarte el proyecto y que la apuesta energética sea por las energías renovables.

David Félez, responsable de la secretaría de sostenibilidad y medio ambiente de CHA señalaba que hay razones concretas para pedir que la propuesta no salga adelante, especialmente, decía, la apuesta por el modelo que se quiere y que el de CHA se basa en el fomento y apoyo a las energías renovables.

En las alegaciones Chunta solicita que se valore la alternativa 0, es decir, no realizar el proyecto en una apuesta clara por un nuevo modelo energético, se refieren también a la escasez del estudio sísmico, dado el riesgo que la realización de actividades que supongan variaciones en el subsuelo pueda generar y califican de incorrecto e inconcreto el análisis del ruido generado sobre las poblaciones ya que el estudio de Impacto Ambiental admite que, en el desarrollo de la reentrada, se producirán emisiones de ruido por encima de la legislación.

Consideran desde CHA que es incompleto el modelo de funcionamiento y control hidrogeológico e inadecuados, no solo los protocolos de vigilancia ambiental en caso de contaminación de freáticos, sino también los de aparición de gases, incendio del pozo y los de actuación en caso de terremoto.

Además, señalan que el estudio de impacto ambiental también presenta múltiples deficiencias en cuanto al inventario ambiental ya que los trabajos de campo se han realizado en invierno, cuando no es posible identificar numerosas especies de invertebrados ni la nidificación de avifauna; por ello el estudio se ha limitado a recopilar información existente, no citando numerosas especies presentes o haciéndolo de forma incompleta en el caso de especies en peligro de extinción, como el milano real, nidificante en la zona.

Y, por último, se refieren al hecho que el estudio presentado es, en su mayor parte, anónimo, pues no viene firmado, vulnerando la legislación de referencia que obliga a que los Estudios de Impacto ambiental sean realizados "por personas que posean la capacidad técnica suficiente" y que "deberán identificar a su autor o autores indicando su titulación y, en su caso, profesión regulada."

Comentarios