Sin vaquillas y conciertos por el agua

bomberos chiringuitos árbol

La tromba de agua caída la pasada medianoche provocaba la suspensión de algunas de las actividades previstas dentro del programa laurentino. Los conciertos de la Plaza General Alsina, Plaza Navarra y la orquesta de la Plaza Luis López Allué tuvieron que ser suspendidos. En la plaza del mercado, como todavía había público se decidió llevar el camión de la Peña 10 d´agosto que sirvió para amenizar la velada.

Durante la mañana de este jueves, 13 de agosto, tampoco se podía celebrar la tradicional suelta de vaquillas, debido a la cantidad de agua acumulada en el coso taurino oscense.

En el Parque Miguel Servet, los responsables del parque infantil “Huesca Leyenda Viva” trabajan para poder abrir los juegos y actividades por la tarde en el horario habitual, ya que por la mañana no podrán ponerse en marcha a las 11.00 horas, como estaba previsto.

La lluvia, que descargó en total 14,6 litros por metro cuadrado, causó menores afecciones que las últimas tormentas registradas en la ciudad y apenas se registraron problemas en los puntos conflictivos que habitualmente se inundan cuando caen fuertes trombas de agua, tal y como pudieron comprobar los efectivos de Policía Local que se desplegaron por la ciudad.

La incidencia más significativa anoche se produjo en el paseo Ramón y Cajal, donde debido al peso del agua y a fuertes rachas de viento, se venció una rama de un cedro sobre un semáforo y la estructura del entoldado que cubre los puestos de venta ambulante, sin causar daños personales ni materiales en los tenderetes. La familia propietaria del puesto más afectado por la lluvia fue reubicada en un hostal para pasar la noche.

Los Bomberos trabajaron hasta bien entrada la madrugada para retirar esta rama y otras dos que había arrastrado en su caída, y hoy por la mañana las labores se han intensificado con la incorporación de personal de la Brigada de Parques y Jardines del Área de Medio Ambiente, que han acometido una poda de limpieza y seguridad en el cedro. Se ha constatado que no existe peligro y, en todo caso, se han revisado el resto y no se aprecia ningún riesgo.

La próxima semana, cuando se retiren los puestos ambulantes, Bomberos y Brigadas actuarán en todo el arbolado de Ramón y Cajal, con una poda de limpieza y seguridad.

Comentarios