Jaca lidera un proyecto para mostrar el Camino de Santiago a discapacitados

Jaca lidera un nuevo proyecto para crear una red transfronteriza de centros de interpretación del Camino de Santiago dedicados a personas discapacitadas. El objetivo es construir un circuito transfronterizo de centros totalmente adaptados a las personas con discapacidad en los que puedan conocer el patrimonio y vivir las experiencias del Camino de Santiago, a su paso por el territorio pirenaico.

Estos centros se dirigirán fundamentalmente a públicos con necesidades especiales de accesibilidad y, en definitiva, estarán preparados para acercar y mostrar la ruta jacobea a discapacitados de toda índole. El presupuesto del proyecto asciende a 1,8 millones de euros y el tiempo de ejecución se estima entre 24 y 28 meses de trabajo que se desarrollará entre 2015 y 2017.

Los socios de esta iniciativa, que espera contar con fondos europeos mediante el apoyo del “POCTEFA”, son la Comunidad de municipios de Iholdi-Oztibarre, de la región francesa de Aquitania, el Ayuntamiento de Pamplona, el Ayuntamiento de Jaca, la entidad social francesa “Espace de Vie pour Adultes Handicapés” (E.V.A.H.), la asociación española ATADES de Huesca y la fundación navarra por la igualdad de oportunidades “Koine-Aequalitas”.

Desde el Ayuntamiento de Jaca se señala que este proyecto servirá para que los discapacitados se sientan como uno más. Olvido Moratinos, teniente de alcalde de Jaca ha manifestado que en el municipio se realizará un centro de interpretación y se adecuará centros como el de ATADES de Martillué

Desde ATADES Huesca, su gerente Miguel Ángel Lopez, ha señalado que este proyecto debe ser un punto de partida que debe tener continuidad.

Peillo Bellan, del ayuntamiento francés de Ostabak. Ha recordado que con este proyecto la discapacidad está en el centro y sirve para tener una cohesión social.

Desde el Ayuntamiento de Pamplona, se ha hecho constar que este proyecto servirá para normalizar la discapacidad en temas de ocio.

El diseño del proyecto contempla que estos nuevos centros incluyan un conjunto de espacios como dependencias de espera, salas de exposiciones, quioscos de información y experimentación sensorial, senderos y recorridos accesibles, así como departamentos para alojamientos, lugares para estacionamientos y todos los elementos necesarios para facilitar la accesibilidad a todas las actividades y exposiciones con que contará cada centro.

El contenido de los espacios expositivos, utilizando las tecnologías precisas, pondrá al alcance de las personas discapacitadas la cultura, la historia, el patrimonio, las tradiciones, el folclore y todas las costumbres, tanto actuales como antiguas, de las sociedades por donde pasa el Camino de Santiago en el entorno transfronterizo de los Pirineos, aportando las singularidades y valores propios de cada localidad o región en todos los aspectos culturales como la gastronomía, la geografía, el patrimonio monumental, el arte, el medio natural u otros.

Comentarios