Patricia Ferrer, bronce en la Supercopa de judo en Amurrio

Este  fin de semana los altoaragoneses del club Ibón se han trasladado hasta la localidad vasca de Amurrio, donde se celebraba una de las tres Copas de España Junior de máxima categoría. El equipo del club estaba compuesto por dos chicos Raúl Poblador (-66kg) y Bogdan Seceac (-81kg) y dos chicas Raquel de Pablo (-78Kg) y Patricia Ferrer (+78kg). La competición comenzaba con un minuto de silencio en apoyo al equipo francés que hasta Amurrio se había desplazado y a todo el país vecino. El mejor resultado fue para Patricia Ferrer que se colgó en bronce.

Tras esto comenzaron los combates, los chicos no tuvieron mucha suerte ni con el sorteo ni con el desarrollo de la competición a Raúl le toco un primer combate con un francés Thomas Guillet y aunque nuestro competidor comenzó marcando con un bonito Ko-uchi-gari que el árbitro puntuó comoippony que luego fue bajado a Wazari, el combate se torció cuando el francés le entro un inocente morote que parecía poco eficaz pero que a la postre Raúl no pudo esquivar yesto le llevaría a la derrota por ippon. Más tarde comenzaba Bogdan contra un extremeño que no se presentó y se estrenaba en la segunda ronda contra el madrileño campeón de España cadete del año anterior, Adrián Ponce, el combate empezó con una entrada preciosa de uchi- mata por parte de Bogdan pero que el madrileño aprovechaba para contar y con esa ventaja planteaba un combate muy táctico mientras que al judoka del Club Ibón lo único que le quedaba es ir a por todas, el final del combate llega con victoria del madrileño. De esta manera los dos representantes altoaragoneses daban por concluida su competición sin derecho a repesca.

Posteriormente fue el turno de las chicas, Raquel de Pablo haría un combate muy disputado contra la castellano leonesa Patricia Sampayo que le ganó por la mínima. Raquel seguiría en competición ya que tendría opción a repesca pero no consiguió alcanzar ninguna medalla teniéndose que conformar con el séptimo puesto.

Por su parte Patricia Ferrer se impondría con autoridad a la navarra Cristina Alcalde de dos wazaris y perdería la opción al oro por encontrarse en semifinales con Lidia Yarza actual campeona de España en esta categoría. Combate muy igualado en el que cometió un error al entrar a O-soto-gari situación que su contrincante aprovecho para contrar. La medalla de bronce la disputaría de una manera eficaz y contundente un ippon de ko-soto-gake en los primeros segundos del combate.

Según los entrenadores Daniel Pións y Nacho Sánchez esta primera Copa de España ha ido regular ya que las expectativas de los competidores altoaragoneses apuntaban mucho más alto, pero la temporada acaba de comenzar.

Comentarios