El sector agroganadero “desencantado” con el 2015 y exige a los políticos una mayor percepción social para el 2016

Ángel Samper José Fernando Luna

ASAJA-HUESCA acaba de presentar el balance del 2015 y lo ha hecho manifestando que se hace desde el “desencanto” más absoluto, lo que lleva al sector a vivir en la incertidumbre, sensaciones a las que la meteorología y la falta de lluvia no están ayudando. La carta de intenciones para el próximo ejercicio lleva el apellido “social” ya que el sector exige a políticos y universidad que ayuden a dar una mayor percepción a la sociedad de este sector.

El presidente de ASAJA HUESCA, José Fernando Luna y el secretario general Ángel Samper presentaban el resumen agro-ganadero, donde las palabras “desencanto” e “incertidumbre” no faltaban en el discurso.

El recorrido comenzaba por el sector ganadero donde Samper desgranaba la situación de las actuales explotaciones, recordando que la ganadería extensiva es fundamental porque no puede existir el territorio sin ella. Mala situación para el porcino, mala para el vacuno, el ovino solo representa en el 2015 un cinco por ciento, mientras hace diez años representaba el 13 por ciento, año nefasto para el conejo y la alegría que llega por el sector del pollo con nuevas explotaciones .

Ángel Samper recuerda que el sector agrario es un activo pero que hay que acompañarlo con algo más.

En cuanto a la agricultura, el resumen sigue siendo de desencanto, con rendimientos desiguales. Ligero repunte en el arroz, en la alfalfa aumento de superficie con respecto al año anterior, la fruta dulce comenzó bien pero perjudicada por el veto ruso, los frutos secos como la almendra en clara expansión, se mantiene la producción de Vid y el olivo perjudicada por el mal tiempo.

Tras el balance del 2015 toca mirar al futuro y José Fernando Luna hace un llamamiento a políticos y universidad para que ayuden a dar mayor visibilidad al sector en la sociedad.

Comentarios