La diócesis de Huesca abrirá este sábado la Puerta Santa de la Misericordia de la Catedral oscense

La diócesis de Huesca iniciará este sábado, 19 de diciembre, el Año Jubilar de la Misericordia, convocado por el Papa Francisco a través de la Bula “Misericordiae Vultus”, con la apertura de la Puerta Santa de la Catedral oscense. La ceremonia comenzará, a las cinco de la tarde, en la Iglesia de San Pedro El Viejo, donde se celebrarán los ritos iniciales y posteriormente, se irá en procesión hasta la santa Iglesia Catedral, donde se abrirá la puerta de la Misericordia y se celebrará la Eucaristía.

Con el fin de seguir las indicaciones propuestas por el Papa Francisco en dicha convocatoria, el Obispo de Huesca, Julián Ruiz, ha establecido en el decreto del Año de la Misericordia Huesca 2015, con fecha del 25 de noviembre, ocho templos jubilares en la diócesis de Huesca, donde poder alcanzar la indulgencia durante los próximo meses. Los templos elegidos como tales son: la Catedral y la Iglesia de San Vicente Mártir (PP. Jesuitas) de Huesca, la Iglesia de Nuestra Señora de la Corona de Almudévar, la Iglesia de Nuestra Señora de la Jarea de Sesa y las iglesias parroquiales de Ayerbe, Grañén, Sariñena y Adahuesca.

La mayor parte de estos lugares abrirán sus Puertas Santas este domingo. Este día, 20 de diciembre, está prevista la apertura de las puertas de: la Iglesia de Nuestra Señora de la Corona en Almudévar, a las 12 horas, con una Eucaristía en la Iglesia parroquial y una procesión que subirá hasta la ermita de la Virgen de la Corona, donde se harán los ritos establecidos. Las Iglesias parroquiales de Grañén y Sariñena celebrarán una Eucaristía, el día 20, también a las 12 horas. La Iglesia parroquial de Ayerbe, ese mismo día, a las 12:15 horas, abrirá su puerta y la Iglesia de San Vicente Mártir de Huesca, a las 12:45 horas (antes de la Misa de 1). Por otra parte, en la Iglesia de Nuestra Señora de la Jarea de Sesa se realizará la celebración, el sábado 26, a las 12 del mediodía, y en la Iglesia parroquial de Adahuesca, se celebrará, el domingo 27, también a las 12 horas.

Este Jubileo fue inaugurado por el Papa Francisco el pasado 8 de diciembre, festividad de la Inmaculada Concepción, con la apertura de la Puerta Santa de la Basílica de San Pedro de Roma y está previsto que concluya el 20 de noviembre de 2016, solemnidad de Nuestro Señor Jesucristo Rey del Universo.

 La intención del Papa Francisco es que “el Año Santo sea un auténtico momento de encuentro con la misericordia de Dios para todos los creyentes” y que “el jubileo sea experiencia viva de la cercanía del Padre, como si se quisiese tocar con la mano su ternura, para que se fortalezca la fe de cada creyente y, así, el testimonio sea cada vez más eficaz”. Además, el Papa espera que con este año especial “la indulgencia jubilar llegue a cada uno como genuina experiencia de la misericordia de Dios, la cual va al encuentro de todos con el rosto del Padre que acoge y perdona, olvidando completamente el pecado cometido”.

En el decreto, también se cita de qué modo se pueden ganar la indulgencia los fieles que vivan la gracia del jubileo, los imposibilitados, los enfermos, las personas ancianas o solas y los presos.

Comentarios