Las palomas mensajeras llegan a Huesca

Hasta el 17 de enero, Huesca celebrará la 41ª edición de la exposición nacional y la 17ª exposición ibérica de la Paloma Mensajera. El congreso, que tendrá lugar en el Palacio de Congresos, contará con concursos en los que los jueces valorarán las distintas palomas que aporten los colombófilos. Además, habrá visitas escolares, suelta de palomas, stands y exposición de las aves, junto con visitas guiadas a Huesca y al Castillo de Loarre. Se espera que participen en este congreso más de 400 personas.

Los concursos contarán con diferentes categorías, en las que se valorarán, por sexos y edades de las palomas mensajeras, la belleza, la distancia que recorran en sus vuelos, o su historial deportivo.

Se cumplen 30 años desde que Zaragoza acogió la Exposición Nacional. Para celebrarlo, se decidió organizar el Congreso en Huesca, que ofrece un marco incomparable para realizar un evento de estas características, principalmente por la facilidad de sus comunicaciones.

De 120 razas de palomas diferentes, sólo una es de mensajeras. Las palomas vuelven siempre a su casa, son unidireccionales. Hay que llevar a las palomas al punto de suelta, y desde allí, vuelven a su palomar.

En el congreso se conocerá en primer lugar los resultados de la Exposición Nacional y posteriormente, se pasará al Campeonato Ibérico, donde se competirá contra Portugal. En el Palacio de Congresos se montarán más de 400 jaulas de palomas, así como 12 stands de empresas comerciales.

En la provincia de Huesca tan sólo hay ocho palomares: en Albalate de Cinca, Curbe, Grañén, Banariés y Esquedas.

En el acto de presentación del Congreso, realizado en las instalaciones de Brotalia, se realizaba una suelta de palomas del Club oscense, que regresaban a sus respectivos palomares en la provincia de Huesca.

La colombofilia es el arte de criar y entrenar palomas mensajeras de carreras. Su finalidad es deportiva, pero se utilizan también en casos de catástrofes, operaciones de salvamento o incluso intercambios de muestras entre hospitales. El Ejército americano todavía las sigue utilizando como medio de comunicación. El Ejército Español dejó de usarlas hace tan sólo cinco años, y fue entonces cuando decidieron constituirse en federación deportiva.

Comentarios