Desarticulado un grupo criminal internacional que usaba el Somport para pasar droga a Europa

droga Vicente Reig Fernando Cascual Maite Lacruz

Guardia Civil y Policía Nacional en una operación conjunta, en colaboración con la Gendarmería francesa, han desarticulado un grupo criminal que usaba la frontera del Somport para pasar hachís, que venía desde África, para distribuir en Europa. Han sido detenidas 9 personas, 8 franceses de origen magrebí y una española. Seis de ellos fueron detenidos en el piso que usaban en Jaca para almacenar la droga, dos en Estepona, y la ciudadana española en Melilla. En el momento de la intervención les incautaron 650 kilos de hachís que tenían almacenados en el garaje del piso de Jaca. El Juez de Jaca decretó el ingreso en prisión de los nueve.

La operación comenzó hace tres meses, cuando a raíz de la intensificación de los controles fronterizos después de los atentados en París, se detectaron los intentos de paso de droga por la frontera. Su sistema de contrabando era con vehículos de alta gama, que usaban como lanzadera para prevenir sobre los controles. Es un grupo muy peligroso, con antecedentes en Francia. Se les intervenían varios vehículos, algunos de 120.00 euros, matrículas falsas y dinero, además de la droga.

El sistema que utilizaban era el de go-fast, realizar viajes rápidos para pasar la droga. Al aumentar los controles, tuvieron que utilizar un piso en Jaca para almacenar la droga, hasta tener el paso seguro. En el momento del asalto al piso de la capital jaquesa tenían todo listo para enviar 650 kilos de hachís. El precio del kilo de hachís en París puede alcanzar los 3.000 euros. En España rondan los 1.300. La mujer de Melilla actuaba de pantalla para proteger a los ocho miembros del grupo. En Estepona tenían otro piso franco, desde donde salía la droga tras llegar de Marruecos.

Somport, Portalet o Bielsa son usados indistintamente por los traficantes para intentar pasar droga. En el caso de este grupo también se movían en la localidad de Sabiñánigo. Hasta el 26 de febrero sigue el Estado de emergencia y seguirán los controles más intensos en los puntos fronterizos.

Comentarios