El Alto Gállego solicita la declaración de su zona “de utilización histórica de la lengua aragonesa”

El Pleno Comarcal de Alto Gállego, celebrado el pasado martes, aprobó, a propuesta de CHA, solicitar al Gobierno de Aragón la declaración del Alto Gállego como zona de utilización histórica predominante de la lengua aragonesa propia de las áreas pirenaica y prepirenaica (aragonés), e instar a los ayuntamientos de la redolada a adherirse a esta declaración. Según el censo de 2011 del Instituto Nacional de Estadística, de 12.148 habitantes no extranjeros de nuestra comarca, 1.762 (un 25 %) conocen el aragonés.

Marta Carrés, portavoz del Grupo de CHA recuerda que “la Ley 3/2013, de 9 de mayo, de uso, protección y promoción de las lenguas y modalidades lingüísticas propias de Aragón, establece en su artículo 5 la existencia de una zona de utilización histórica predominante de la lengua aragonesa y el artículo 6 de la referida Ley otorga al Gobierno de Aragón la potestad de declarar las zonas y municipios a que se refiere el artículo anterior, previa audiencia de los entidades locales afectadas, y de ahí la solicitud que realizamos desde la comarca de Alto Gállego”.

Si bien es cierto que se ha perdido mucho el uso hablado del aragonés en los últimos tiempos, CHA explica que tienen constancia de su empleo generalizado en los breves apuntes de campo que recogió el lingüista francés Jean-Joseph Saroïhandy a principios del siglo XX. Saben además, por la documentación notarial, que el aragonés (en una forma estándar notarial algo alejada del habla popular) fue la lengua usada sin interrupción por los notarios y escribanos del Valle de Tena a lo largo de toda la Edad Media y hasta comienzos del siglo XVI. Diversos vecinos de la comarca continúan utilizado y conocen la lengua aragonesa en la actualidad. Incluso algunos de sus habitantes han escrito y publicado recientemente libros en aragonés: Ricardo Mur, Leoncio Escartín, Regino Berdún, Máximo Palacio, Félix Gil del Cacho, Óscar Latas, Manuel Ramón Campo o Fernando Otal.  Y dos Pastoradas se realizan en nuestra comarca, por parte de los vecinos en aragonés (Yebra de Basa y Panticosa), lo que da idea de su uso actual y social.

Comentarios