El Valle de Chistau reclama una adecuación inmediata de los túneles de Plan

Los municipios de Plan, San Juan de Plan y Gistaín reivindican de nuevo soluciones “inmediatas” para mejorar la circulación y la seguridad en los túneles de la carretera A-2609. El Gobierno de Aragón ha preparado un estudio informativo que recoge propuestas a medio y largo plazo. El documento se encuentra en fase de consultas previas. En la zona, lamentan que no haya inversión para este año ni tampoco para el siguiente.

Entre esas propuestas, el territorio se decanta por la alternativa 4B: la creación de un nuevo túnel de 2.300 metros, desde la boca del desfiladero hasta su terminación. Hasta que pudiera ejecutarse una medida de este tipo, en el valle de Chistau insisten en que es necesario bajar el firme unos 40 centímetros para minimizar los problemas.

Los problemas en esta carretera vienen derivados de la altura del gálibo de 3.7 metros y una anchura media en los cuatro túneles de 5.5 metros. Por este motivo, los vehículos pesados, tanto de mercancías como de viajeros, deben pasar con señalistas. El pasado verano, los autobuses que trasladaban a niños y jóvenes a los campamentos de verano del territorio debían pedir un permiso especial a la DGA y cruzar los túneles escoltados por Protección Civil de la Comarca de Sobrarbe.

El alcalde de Plan, José Serveto, indica que esta carretera “aísla y limita” al territorio porque muchos visitantes “no quieren exponerse a los riesgos que supone esta carretera” y se necesitan soluciones “inmediatas”. Estos túneles llevan construidos más de un siglo. Hace aproximadamente medio año, los responsables políticos de Plan, San Juan de Plan y Gistaín reivindicaban soluciones efectivas a la consejería de Obras Públicas del ente autonómico y a la dirección General de Carreteras. Ambos departamentos planteaban un semáforo que limitara la bidireccionalidad de acceso a los túneles.

Comentarios