Mª Auxiliadora en fiestas. ¿Cómo es este barrio?

El barrio de Mª Auxiliadora tenía, con fecha del pasado 1 de enero, con el inicio del año, un total de 3.849 habitantes. De ellos, 1.806 eran hombres, y 2.043 mujeres. Eran 12 habitantes menos que el año anterior.

Se trata de un barrio, como muchos de Huesca, que cuenta con una zona más tradicional, y toda la de nueva creación del Polígono Puerta del Pirineo. De momento es probablemente, y por extensión, el barrio más pequeño, y al que fue llegando mucha gente joven hace tan sólo unos años, con las nuevas construcciones.

María Auxiliadora fue el último barrio creado en Huesca, como una escisión del de Santiago. Es también una zona que tiene numerosos servicios, entre los que destaca el cuartel de la Policía Local. La parroquia de Mª Auxiliadora, y el colegio Salesianos. El colegio Santa Rosa-Altoaragón. El convento de las Miguelas, el de las Monjas del Pilar, con su guardería y su residencia de ancianos, y casi frente a ella el seminario diocesano. La sede provincial de Cruz Roja se encuentra entre las infraestructuras del barrio, al igual que el centro comercial Coso Real. Hay también un restaurante con estrella Michelín, las Torres, y dos gasolineras, así como el parque Puerta del Pirineo, con el famoso “torreón”, que se recuperó para uso lúdico del barrio. El barrio cuenta con un comercio también activo y reivindicativo, que llevan a cabo diversas actividades a lo largo del año.

Entre sus reivindicaciones principales, una vez que se urbanizó la plaza de Tarragona, que fue durante años una de sus principales preocupaciones, figura la eliminación de la Subestación eléctrica de Doctor Artero, que siempre han considerado peligrosa para la población. También piden la adecuación de senderos a las orillas del río Isuela.

La creación del polígono 24, llamado posteriormente Puerta del Pirineo, supuso la eliminación de las naves, ya abandonadas, de lo que en su día fue Albajar, una de las industrias más potentes de Huesca. También, para construir el conjunto residencial de las Miguelas, se acabó con un campo de fútbol, el del Seminario, que había sido un emblema deportivo del fútbol base de la capital oscense.

La fiesta de Mª Auxiliadora, cada 24 de mayo, llena la parroquia de oscenses, principalmente niños, que llevan sus flores a la Virgen, en una jornada en la que la iglesia tiene sus puertas abiertas durante todo el día.

Comentarios