Empieza la temporada de deportes de aventura en el río Ésera

raftin

Tras el invierno, y en un momento en el que los ríos de la Ribagorza, cuentan con un buen caudal, se da el pistoletazo de salida a la temporada de deportes de aventura rafting, kayak, hidrospeed o piragüismo y otros deportes naúticos en las aguas tranquilas de los embalses

En el caso del Ésera son varias las empresas de aventura que operan ofreciendo a vecinos y turistas la oportunidad de realizar deportes para practicar en familia o en grupos de amigos como, por ejemplo, el rafting, actividad divertida, segura y apta para todos los públicos, siempre en función del tramo de río elegido y el grado de dificultad.

El rafting consiste en descender con una balsa neumática por un río de aguas bravas. La balsa está dirigida por un guía, que tiene que estar debidamente titulado para ello, pero es fundamental la labor de los participantes en la actividad, entre 4 y 8 personas por balsa, para remar en equipo siguiendo las órdenes del guía y poder así disfrutar de un descenso emocionante y divertido.

El descenso en Rafting por el Ésera se divide en dos tramos. El primero, de unos 8 km, entre Campo y “La Silleta” una antigua silla de pescadores ya en desuso que atraviesa el rio y que servía para cruzarlo desde la Rivera (en Navarri) hasta la carretera. Se trata de un rafting familiar, porque lo pueden realizar niños desde 6 años, de dificultad baja.

El segundo tramo es el conocido como “Pirámides”. Es un paso de unos 4km de longitud de dificultad media/alta, un tramo más exigente y dinámico donde se salvan rulos, sifones y piedras.

Otro recorrido muy atractivo, que se prolonga durante toda la jornada para la primavera o el otoño, en el que el caudal del rio está asegurado, es el tramo completo entre Campo y Besians (unos 22km).

El caudal del río Ésera está regulado por lo que tanto la primavera como el verano son buenas épocas para la práctica de deportes de aventura. Quienes quieran disfrutar de alguna de las ofertas deportivas de las empresas que operan en el río deben saber que éstas suministran todo el material técnico que se necesita para hacer un descenso seguro, se encargan, además, de realizar los traslados desde sus bases correspondientes, situadas en Campo, hasta en la zona del río donde se inicia la actividad. Además todas las empresas deben incluir en el precio de la actividad el seguro de Responsabilidad Civil y el seguro de accidentes correspondiente. Quien contrata cualquiera de las actividades acuáticas sólo debe llevar bañador, toalla y ganas de divertirse.

El precio oscila entre los 40€/adulto y 25€/niño, aunque puede variar en función de la longitud del tramo de descenso o el número de personas.

Comentarios