Escaños en Blanco

Diego Guallart Gil, Candidato por Escaños en Blanco, por Huesca al Congreso

Este pasado sábado salimos a la calle en Huesca, con la colaboración de nuestros compañeros de Zaragoza, para mostrar nuestra propuesta electoral. Para ello, se tuvieron que presentar las candidaturas y anteriormente los avales. Al no obtener representación en las pasadas elecciones, hace seis meses, las firmas avalistas volvían a ser necesarias para nosotros, hecho diferenciador con los que nos han llevado a esta situación. Afortunadamente la confianza en nosotros sigue inalterable.

A lo largo del día y dada nuestra ausencia, en la pegada de carteles, colocamos nuestra propuesta informativa en la vallas existentes, allí donde el respeto del resto de contendientes electorales nos dejo lugar. Repartimos además, nuestra pequeña nota informativa. Agradecer desde estas líneas a los que amablemente la recogían, porque denota que la ciudadanía quiere estar informada, y sondea otras opciones. Igualmente, agradezco a aquellas personas que declinaban nuestra oferta, dada nuestra escasez de medios, es una oportunidad para que otros nos conozcan. Rendiré pleitesía con quienes, no se conformaban con la nota y pedían que les explicásemos nuestras motivaciones.

Hubo quiénes nos comentaron, que les quitábamos votos a los partidos de derechas o de centro derecha, con nuestra alternativa. El voto pertenece a cada ciudadano, y si se produce una traslación, la culpa no será del que ofrece algo diferente, sino del que ha perdido esa confianza personal, pues en algo habrá perjudicado al votante. La misma situación se da, con quienes se inclinan por la izquierda o centro izquierda. En algún momento, da la impresión de que solo hubiera dos partidos, pero habiendo cuatro, como básicamente nos quieren vender, y que nosotros seamos el principal problema para todos. Curioso resulta, que haya personas que nos comenten que nuestra postura es equivocada, cosa que puedo yo pensar de quien me inquiere. Tras más de veinte años, equivocándome, está seria la enésima vez, con la diferencia que cuando votas por dejar escaños vacíos, quienes no existen ningún perjuicio te pueden generar. No poseo la verdad absoluta, pero si se han repetido unas elecciones, quizás sea porque los que tenían que ponerse de acuerdo, deben pensar que los ciudadanos han votado mal o no a su gusto; o quizás porque hubo un error general en votarles dado que sus egos estaban por encima del mandato que se les dio en las urnas: dialoguen y acuerden.

Se dio el caso, de que conversando con los representantes de otros partidos, consideren nuestra proposición utópica(hecho que conocemos), dado que alguien tiene que gobernar. En todo caso, el tema quedaría en manos del Tribunal Constitucional con una hipotética mayoría, pero porque no aspirar a vaciar algún escaño que otro. Evidentemente no cuentan el precio que hasta ahora hemos pagado por el egoísmo de todos los gobiernos. Escribió Alexandro de Ros “La política es un cuerpo que se anima de su conveniencia, porque no tiene más espíritu que el interés, ni atienden sus acciones a otro fin, que a su propia utilidad” . Hablarles de los graves perjuicios económicos padecidos por uno mismo por la gestión llevada, lo justifican como un caso personal, como si la reforma laboral la hubiesen hecho solo pensando en mi. Otros a la usanza, buscan airearte trapos sucios, pero la memoria es traicionera y equivoca las siglas, quizás por el interés de aunar votos en una posible debilidad. Nunca podrás llegar a beneficiarte fraudulentamente de la política, como han hecho ellos, sino accedes por propia voluntad, allí donde tienes esa posibilidad. Lo que si comparten todos, es la sorpresa de que haya quienes no piensen con lo que presuponen las opciones establecidas, y además sean de Huesca. Así pues, todos justifican pues el sistema electoral vigente, y que el voto en blanco y nulo se lo tengan que repartir los más representativos. De ahí, que resultemos incómodos, por pedir lo que es nuestro.

Nada nuevo en el horizonte, si no admiten al diferente, ni asumen sus errores, como van a llegar a un acuerdo de gobierno si se repiten los resultados. No es cuestión de inquietarse, al igual que se pusieron de acuerdo para irse 21 días de vacaciones en Semana Santa, harán lo propio con las de verano, y ya después, dialogamos, o repetimos la fiesta de la democracia, pero sin dar las cifras de lo que nos cuesta.

Comentarios