Comienza el proyecto Hecho en los Pirineos

El proyecto transfronterizo Hecho en los Pirineos inicia sus actuaciones a partir de este mes de julio con la misión de fortalecer la comercialización de los productos agroalimentarios de calidad, el comercio de proximidad, la gastronomía y el turismo. Este jueves se han dado cita en la Diputación Provincial los sectores implicados en el seminario de lanzamiento. Este proyecto cuenta con un presupuesto de 1’4 millones de euros.

Entre las acciones que se han fijado, está la realización de nueve mercados de productos agroalimentarios en localidades turísticas con la vista puesta en complementar la oferta a los visitantes y permitir que estos puedan comprarlos directamente el productor. También están previstas dos ediciones de un Congreso de producto agroalimentario y gastronomía del Pirineo, con una visión desde ambos lados de la montaña, en los meses de marzo de 2017 y 2019 en Huesca

Según Miguel Gracia, presidente de la DPH, la mejora del valor añadido de los productos favorece “la viabilidad y el mantenimiento de actividades que son esenciales para la conservación de los espacios de montaña y que también generan una oferta turística de productos y de calidad”, señala. Solo en materia agroalimentaria, la provincia de Huesca dispone actualmente de al menos 400 productos de calidad, muchos de ellos con el etiquetado DO, IGP o Aragón Calidad Alimentaria, entre otros.

Además del Presidente de la Diputación, ha estado Luis Felipe, alcalde de Huesca, que junto a la Cámara agraria de Altos Pirineos, que ha estado representada por Cédric Abadía, también forman parte de la iniciativa transfronteriza liderada por la AECT Huesca Pirineos-Hautes Pyrénées. Luis Felipe ponía el acento en el hecho de que la capital se haya podido incorporar a una iniciativa “que permite a la ciudad de Huesca jugar el papel de centralidad”, ha remarcado, mientras detallaba los “muchos elementos de los que podemos aprender y otros tantos que tenemos para enseñar”.

Cerca de medio centenar de personas han participado en este seminario de lanzamiento donde se ha conseguido reunir en un mismo espacio y en torno a una única iniciativa a productores agroalimentarios, de denominaciones de origen, del gremio de pasteleros, de slow food, cocineros con estrella Michelín y de escuelas de hostelería, agentes del sector turístico, representantes de los centros de desarrollo de la provincia, de la Universidad y de la investigación y otras personas vinculadas a estos sectores que tienen mucho que decir en este sentido.

ACTIVIDADES CONCRETAS

Con este proyecto se va disponer de herramientas en Internet para compra y venta de productos agroalimentarios en Francia, de las que trasladar conclusiones y experiencias. Entre las acciones que se han fijado, está la realización de nueve mercados de productos agroalimentarios en localidades turísticas con la vista puesta en complementar la oferta a los visitantes y permitir que estos puedan comprarlos directamente el productor. El responsable de Programas Europeos en la DPH, Fernando Sánchez, y el director del proyecto, Pedro Salas, han sido los encargados de coordinar la jornada.

Están previstas dos ediciones de un Congreso de producto agroalimentario y gastronomía del Pirineo, con una visión desde ambos lados de la montaña, en los meses de marzo de 2017 y 2019 en Huesca. Este Congreso lleva parejo la elaboración de un Estatuto de la cocina de montaña del Pirineo, para lo que se creará un comité científico encargado de su redacción que lanzará la propuesta a los restaurantes para que lo puedan adoptar y sea el origen de la creación de una red. También tiene como compromiso la elaboración de cuatro rutas de turismo gastronómico de carácter transfronterizo, del que la red de restaurantes podrá beneficiarse.

Son un conjunto de acciones innovadoras, con un fuerte compromiso de la Diputación Provincial de Huesca, del Departamento y la Cámara de Agricultura de Altos Pirineos y el Ayuntamiento de Huesca, que se desarrollarán durante 36 meses y que están financiadas el 65% por el Feder, aportando las demás entidades el 36% restante.

La AECT entre la Diputación Provincial de Huesca y el Consejo General de Altos Pirineos echó a andar en diciembre del año pasado con la celebración de su primera asamblea y la vista puesta en movilizar más fondos europeos, además de profesionalizar y estructurar la relación transfronteriza que, ya en los últimos años, han intensificado ambos territorios.

Comentarios