Lea Vicens y Andy Cartagena por la puerta grande para cerrar la Feria Taurina de San Lorenzo

Andy Cartagena Lea Vicens toros rejones

La corrida de rejones ponía fin a la feria con un buen espectáculo en el que se cortaron seis orejas. Lea Vicens se llevó tres, con una a su primero y dos al segundo que la abrieron la puerta grande. No tuvo que esperar mucho Andy Cartagena que cortó dos orejas al primero de la tarde y Leonardo Hernández fue el único que salió a pie cortando una oreja al quinto. Los rejones tienen su público y la plaza registró una buena entrada con cerca de tres cuartos de aforo.

Andy Cartagena, dos orejas y silencio; Leonardo Hernández, silencio y oreja y Lea Vicens, oreja y dos orejas. Toros de José Benítez Cubero que permitieron el lucimiento de los rejoneadores, aunque con juego desigual.

Andy Cartagena no quería perder el tiempo y salió como un ciclón ante un toro que abrió plaza y que no daba buenas sensaciones. Le costó ponerlo en situación y poco a poco fue cuajando y con acierto y colocación en banderillas y un buen rejón de muerte cortó las dos primeras orejas de la tarde. Cuco, Sol y Sombra y Pintas fueron protagonistas. En el cuarto el toro no le acompañó y tuvo más dificultades para brillar y eso que los aficionados se venían arriba cada vez que demostraba el gran dominio de la cabalgadura. No estuvo fino con el rejón de muerte y su actuación quedó silenciada. Este segundo toro lo lidió a lomos de Iluso, Mediterráneo, Cupido y Jinoncente.

Lea Vicens hacía su debut en Huesca y demostró que viene pisando fuerte. La francesa tuvo que emplearse a fondo en su primero. Brillante en banderillas mató y cerró con el descabello para cortar una oreja. Montó a Guitarra, Bético, Bazuka y Espontáneo. En el sexto se lució la francesa y ante las buenas condiciones de su oponente sacó todo el repertorio en banderillas al quiebro y con lucimiento para matar bien y abrir con las dos orejas la puerta grande. La ayudaron en su empeño Guitarra, Gacela, Desafío y Jazmín.

Y completaba el cartel Leonardo Hernández que no tuvo mucha fortuna en su lote dentro del juego desigual que ofrecieron los de Benítez Cubero. El primero tenía una embestida tardía y el segundo colaboró un poco más, pero sin permitir completar una buena faena. Leonardo Hernández montó a Picasso, Calimocho, Despacio, Xarope, Estoque, Verdi y Sol.

Buen broche a la Feria Taurina de San Lorenzo que ha completado los cinco festejos con una buena afluencia de público y un espectáculo que se puede calificar como digno para una plaza de segunda, más allá de otras valoraciones. El esfuerzo de la empresa Albahaca &Plata merece su reconocimiento.

Comentarios