Tráfico intensifica el control de la distancia de seguridad, adelantamientos y maniobras antirreglamentarias

radar control velocidad DGT tráfico

La Dirección General de Tráfico iniciará este viernes, 19 de agosto, una campaña de control de la distancia de seguridad entre los vehículos, adelantamientos y maniobras antirreglamentarias. Esta se extenderá hasta el domingo, 21 de agosto, y tendrá como objetivo reducir la accidentalidad y sus consecuencias. Desde la DGT se considera que, con motivo del aumento de los desplazamientos que se producen en época estival en la red viaria de la Comunidad Autónoma de Aragón, incrementado por los movimientos hacia lugares turísticos, segundas residencias o con ocasión de celebración de fiestas de localidades rurales, es necesario un control intensivo de conductas contrarias a las normas básicas de seguridad vial, tales como son el respeto de la distancia de seguridad con el vehículo que le precede o la lateral respecto a los ciclistas.

También se tendrá en cuenta la manera de proceder en los adelantamientos, ya que su incumplimiento, unido a la realización de otras maniobras antirreglamentarias, son la causa principal de accidentes por colisión y su especial gravedad por implicar a otros usuarios de las vías.

Durante el pasado año, en el Sector de Aragón se formularon 2.700 denuncias de las denominadas anticolisión (abarban las conductas descritas para esta campaña) de las que 629 fueron en vías principales y 2.071 en vías secundarias. En el primer trimestre de 2016 se contabilizaron 230 accidentes con heridos graves y/o fallecidos por colisión.

El objetivo de la campaña que ahora comienza es reducir el número de accidentes por este tipo de conductas en la conducción, agravada en ocasiones por un exceso de velocidad, la no utilización del cinturón de seguridad y dispositivos de retención infantil (SRI), las distracciones originadas por el uso de teléfonos móviles o sistemas de navegación, o el consumo de alcohol y drogas. Se pretende, asimismo, concienciar a los conductores de la importancia que tiene el cumplimiento de las normas de seguridad vial y corregir las conductas contrarias a la legislación.

El 81% de los fallecidos en vías interurbanas ocurren en carreteras convencionales. Las colisiones son el tipo de accidente más severo, representando el 45% de los accidentes con víctimas mortales en carreteras convencionales. El exceso de velocidad y no mantener el intervalo de seguridad son las infracciones más numerosas cometidas por los conductores implicados en accidentes.

Los controles se llevarán a cabo en los tramos donde el riesgo de accidentes es mayor, tomando como referencia la siniestralidad de los últimos años. Dentro de la labor preventiva se reforzará la presencia de agentes para la vigilancia y control de los movimientos de vehículos, principalmente en aquellas vías convencionales, que soportan una mayor intensidad de tráfico, así como en los puntos y tramos de aquellas carreteras donde las infracciones y accidentes son más frecuentes. La patrulla de helicópteros apoyará la vigilancia y control.

Comentarios