La Policía Nacional detiene a un menor como autor de incendios en contenedores en Huesca

Contenedor quemado

Agentes de la Policía Nacional han detenido a un menor de edad como autor de los incendios en contenedores provocados el día 23 de agosto y en días anteriores. La resolución de este caso se consideró prioritaria para evitar nuevos fuegos intencionados. Para el éxito de la misma fue clave una identificación realizada por una patrulla uniformada que identificó a este joven con siete mecheros que había numerado con rotulador del 1 al 5.

El día 23 de agosto, a las 17:15 horas, la Sala 091 de la Policía Nacional comenzaba a recibir diversas llamadas alertando de que varios contenedores urbanos de papel-cartón se encontraban ardiendo. De forma inmediata se estableció un dispositivo formado por los diversos servicios de emergencia desplazados con el objetivo de sofocar las llamas, valorar la necesidad de realizar alguna evacuación, proteger la zona y localizar al autor de los incendios que, en tan sólo una hora, realizó un recorrido desde las calles Pedro Arnal Cavero hasta la calle Alcañiz, provocando cinco focos de ignición, que llegaron a dañar nueve contenedores al propagarse el fuego a los recipientes contiguos.

Las patrullas uniformadas, en base a los primeros datos recopilados realizando el mismo recorrido, consiguieron identificar esa misma tarde a un menor de edad que portaba siete mecheros, los cuales había numerado del 1 al 5, que le fueron requisados.

Esta identificación fue clave puesto que supuso el punto de partida para la investigación posterior, durante la que se han acumulado más pruebas que han determinado con total certeza que este joven se trata del autor de los fuegos provocados el día 23 de agosto, así como de otros incendios en contenedores cometidos recientemente en días anteriores.

La resolución de esta investigación ha sido prioritaria en la Comisaría Provincial con el fin de poder dar con el autor de estos hechos y poner freno al ritmo escalado de incendios que el mismo estaba provocando, y evitando de esta manera nuevos fuegos que, no sólo pueden ser causantes de daños materiales, sino también de daños personales -caso de afectar a edificios habitados-, o medioambientales en fechas con avisos de alerta por olas de calor.

Las pesquisas indicaban que el autor podía tratarse de un menor de edad, de 14 años, por lo que la investigación fue desarrollada por agentes de la Unidad policial especializada de Familia y Mujer, que han trabajado en total colaboración con Fiscalía de Menores, y con los Servicios Sociales del Ayuntamiento de Huesca, dadas las características de este caso.

El menor fue detenido el día 26 de agosto por estos agentes especializados y está acusado de un delito de daños. La empresa de gestión de residuos de Huesca valoró los desperfectos ocasionados en 9700 euros.

Comentarios