El alcalde de Jaca defiende el derribo de la antigua pista de hielo

2004020606 pista hielo jaca.JPG

Este mes de septiembre podrían comenzar las obras de demolición de la vieja pista de hielo de Jaca. Es la opción elegida por el equipo de gobierno frente a las voces que piden su rehabilitación, entre las que se encuentra el PP. Para Juan Manuel Ramón esa polémica se basa en sentimientos y no en datos y asegura que el informe técnico debe cerrarla. Los técnicos hablan de ruina urbanística, económica y técnica en el edificio antiguo, aseguran que carece de valor arquitectónico y que su rehabilitación es “inviable” aludiendo a los 15 millones de euros que, estiman, costaría.

Ramón también quiere repartir responsabilidades recordando que este derribo viene de un plan de reurbanización de la zona deportiva que se aprobó por todos los grupos municipales que estaban en el ayuntamiento en ese momento, incluido el PP. También considera que la aprobación de los presupuestos por parte de otros grupos es un aval a este plan.

LA VIEJA PISCINA CLIMATIZADA TAMBIÉN PODRÍA DESAPARECER ESTE AÑO

Está previsto que la adjudicación de la demolición se otorgue a la empresa Reciclados y Demoliciones San Juan por un importe aproximado de 160.000 euros, menos de la mitad del precio de licitación, que ascendía a 392.000 euros. Esta adjudicación a la baja va a hacer posible que se adelanten los plazos para la demolición del edificio contiguo de la antigua piscina.

Con estos derribos el objetivo del equipo de gobierno es que el año que viene esté en funcionamiento un parkin en superficie y redactar el proyecto del nuevo edificio que se proyecta para ese espacio. Los usos están todavía por definir, pero deberán incluir instalaciones del futuro CEAR, Centro de Alto Rendimiento de deportes de invierno, al que Jaca opta, y del actual CETDI de tecnificación deportiva. También, explica el alcalde, podrían necesitar espacio para albergar un nuevo sistema de refrigeración para la actual pista de hielo.