La DGA limitará el acceso de usuarios al salto de Bierge el próximo verano

Salto de Bierge

El Gobierno aragonés va a “liderar” la regulación de este azud para “compatibilizar el uso lúdico con la protección ambiental”. El consejero de Desarrollo Rural y Sostenibilidad indica que “no se puede volver a repetir la masificación de este verano en determinados fines de semana de julio y agosto, con más mil personas en este enclave natural”. Para ello se está estudiando una normativa jurídica que establezca cuál es la capacidad máxima de bañistas. Está previsto que entre en vigor el próximo año.

El salto de Bierge ha sido el gran escenario lúdico de la Provincia de Huesca durante este verano. Hasta ocho autobuses de viaje programado y cientos de vehículos particulares se daban cita en un mismo día en este entorno, con todos los problemas de seguridad y de higiene que conlleva.

Desde el Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad del Gobierno de Aragón sentencian que “está en riesgo un paraje de incalculable valor”. Trabajarán hasta el próximo verano con el propio territorio y las administraciones implicadas para solucionar este problema.

Las administraciones, departamentos, asociaciones y colectivos implicados ya mantuvieron una reunión a mediados del pasado mes de agosto para poner soluciones encima de la mesa. La conclusión más firme era la necesidad de regular este enclave natural mediante una normativa jurídica, ya que en la actualidad hay un “vacío legal”.

La próxima reunión se celebrará en el mes de noviembre y la normativa entrará en vigor el próximo año. El salto de Bierge es un azud artificial para aprovechamiento hidroeléctrico que se encuentra en el término municipal de Bierge, dentro del área de influencia del Parque Natural de la Sierra y los Cañones de Guara.