El PAR pide a la DGA que suprima el impuesto de hidrocarburos en 2017

La diputada del PAR, portavoz de la Comisión de Hacienda en las Cortes de Aragón, Elena Allué, ha presentado una proposición no de ley en la Cámara aragonesa para que el Gobierno de Aragón PSOE-CHA deje sin efecto la aplicación del tramo autonómico del impuesto de hidrocarburos a partir del 1 de enero de 2017, al haberse constatado “el grave perjuicio” que su aplicación está provocando en la economía aragonesa.

El PAR aclara que nueve meses después de la aplicación del impuesto de hidrocarburos en Aragón, ven con preocupación que su aplicación repercute “en los autónomos, en los transportistas, en el sector del transporte en general, y en las estaciones de servicio aragonesas”.

Elena Allué indica que los últimos informes oficiales de la Corporación de reservas Estratégicas de Productos Petrolíferos (CORES) sobre el consumo en el primer semestre de 2016, revelan que la subida fiscal aplicada por la DGA a los carburantes está provocando “el efecto frontera”, y por lo tanto, está suponiendo “una fuga de clientes y una caída en la recaudación por vía impositiva”.

El PAR recuerda que la Asociación de Estaciones de Servicios de Aragón (AESAR) ha estimado una pérdida en la recaudación de las arcas autonómicas de, al menos, 5,3 millones de euros de enero a junio del presente año. En el caso de los Hidrocarburos se ha demostrado que este impuesto provoca “una disminución en la recaudación” ya que provoca la fuga de consumidores a otras Comunidades Autónomas, desciende la recaudación de las estaciones de servicio en torno a un 50% y desciende el nivel de ingresos vía IVA”.

El Partido Aragonés recuerda que la Ley de Medidas para el mantenimiento de los Servicios Públicos en la Comunidad Autónoma de Aragón para el año 2016 estableció un tipo de gravamen autonómico del impuesto sobre hidrocarburos para las gasolinas, el gasóleo de uso general y otros productos asimilables, que se sitúa en la mitad de los límites establecidos por el apartado 1 del artículo 52 de la Ley 22/2009, de 18 de diciembre, por la que se regula el sistema de financiación de las Comunidades Autónomas de régimen común y Ciudades con Estatuto de Autonomía y Boletín Oficial de las Cortes de Aragón.

El Consejero de Hacienda aseguró entonces, señala Allué, que “no repercutiría en el sector del transporte”. Los céntimos que iban a pagar de más cada vez que repostaran “les serían devueltos con el fin de no lastrar su actividad económica”. La diputada del PAR critica que este sistema restringe beneficiarse a todos aquellos camiones y furgonetas por debajo del tonelaje de 7.500 kilos y que, además, cuenta con un límite de 50.000 litros, lo que también hará que cualquier empresa o transportista que gaste más de esa cantidad a lo largo de un año tenga que abonar el impuesto por los litros que exceda. Además, explica, los autónomos del sector, unos 6.000 en Aragón, “son los más afectados por esta medida”.

Elena Allué ha recordado que el Grupo Parlamentario aragonés ha solicitado en dos ocasiones los datos exactos de devolución a aquellos sectores que tienen derecho a la devolución del tramo autonómico sin recibir, hasta la fecha, información alguna.

El PAR presentó una PNL que reclamaba la eliminación del tramo autonómico, que fue transaccionada con un texto alternativo aprobado por unanimidad, en el que se dice que previo informe sobre la evolución en el consumo, recaudación y repercusión en sectores de actividad, “se eliminaría la imposición del tramo autonómico del impuesto de hidrocarburos se detectaran efectos negativos en la economía o en la recaudación de la Comunidad Autónoma”.