La provincia de Huesca propuesta como sede del Congreso de despoblamiento del próximo año

miguel gracia despoblación cáceres

La provincia de Huesca es la propuesta para sede del Congreso de despoblamiento en zonas rurales que se celebrará el próximo año, como se ha anunciado en la clausura del celebrado durante durante dos días en Montánchez (Cáceres) y en el que ha participado el Presidente de la Diputación Provincial de Huesca. Miguel Gracia ha sido uno de los firmantes de la Declaración sobre el despoblamiento del medio rural, impulsada por la Diputación de Cáceres y donde alzan la voz porque consideran que este proceso “va más allá de una cuestión de pueblos vacíos o de envejecimiento de la población rural, sino que representa una desafección de nuestra generación con un medio al que pertenecemos”.

En Cáceres, el Presidente de la DPH, Miguel Gracia, ha vuelto a hacer pública su preocupación ante el grave problema que supone la despoblación y los servicios públicos en el mundo rural. “Los ciudadanos tienen derecho a unos servicios públicos de calidad tanto en el mundo urbano como en el rural, sin embargo no es lo que nos encontramos en la realidad”, ha lamentado el máximo responsable provincial, quien aboga por “aplicar ratios con variables que den una idea cierta de su situación o hacer políticas compensatorias, de discriminación positiva, para estos territorios”.

Según manifiesta Miguel Gracia, la actual coyuntura se debe principalmente a esas ratios que se utilizan para la programación de los servicios, “los mismos para municipios de 500 habitantes que de 500.000 habitantes”, en referencia a que no se tienen en cuenta otras cuestiones como la dispersión de la población, el índice de envejecimiento o la orografía.

De cara a luchar contra este problema que afecta principalmente a la España interior, se comprometen a “aportar cuantas medidas locales sean necesarias y a impulsar las medidas gubernamentales apropiadas para invertir la tendencia”, mientras denuncian que el despoblamiento rural es igualmente una consecuencia de las políticas nacionales y comunitarias “que priorizan el desarrollo urbano aún sabiendo que el será imposible sin el medio rural”.

El Congreso, organizado por la diputación cacereña, ha reunido a expertos y diputaciones de toda España en diferentes paneles experiencias que han contado también con la participación del jefe técnico del área de Desarrollo Territorial y Medio Natural de la DPH, Francisco Orduna. Más de 250 personas se han dado cita en este Congreso planteado para sacar conclusiones y hacer una política conjunta y firme contra el despoblamiento con un documento que ha partido de la Diputación de Cáceres y que, además de la Diputación Provincial de Huesca, han suscrito representantes de otras diputaciones españolas como la de Burgos, Toledo, Jaén, Ourense Cuenca o Segovia, junto a la Junta de Extremadura, la Federación de Municipios y Provincias de la región, representantes de ayuntamientos, mancomunidades y grupos de acción local de Extremadura, al que se espera puedan adherirse más administraciones y organismos de todo el país.

El texto aprobado incluye el impulso de medidas concretas para incorporarlas en la planificación de las administraciones públicas y en sus presupuestos. Entre ellas se contempla la introducción de medidas fiscales y ayudas económicas para la vida rural de familias, empresas e iniciativas piloto; apoyar el papel de la mujer en los escenarios rurales y en la lucha contra el despoblamiento; ayudar a los ayuntamientos y a las diputaciones a la promoción del desarrollo rural o llevar a cabo acciones de toma de consciencia social, empresarial y política que impulsen la valorización del medio rural, entre otras. Apuestan por la innovación como instrumento clave para la recuperación de la actividad en el mundo rural, teniendo en cuenta que muchas de las ocupaciones tradicionales han perdido su lugar en la sociedad actual.

Comentarios