Huesca tiene mucho potencial cultural, gastronómico y deportivo para organizar eventos

La Asociación de Directivos y Ejecutivos de Aragón, ADEA, celebraba en Huesca su quinta jornada, con la que se pretendían abordar las potencialidades de esta provicia para la organización de congresos y eventos, tanto deportivos, como culturales o incluso gastronómicos. Tiene importancia la calidad de paisajes, pruebas deportivas, gastronomía o ubicación de Huesca para poder acoger todas estas actividades.

El potencial de la provincia era analizado por diversos ponentes, que hablaban también de la repercusión económica que se puede lograr explotando todos estos potenciales. El secretario general de ADEA, José Guillén, indicaba que estas repercusiones tienen que valorarse de forma local. Pero además de la economía, con jornadas como éste, se pretende despertar las inquietudes y que los emprendedores sepan que hay eventos en los que se puede invertir, porque tienen posibilidades de futuro.

Huesca es una provincia que sabe mucho sobre eventos deportivos. Quebrantahuesos, etapas de la vuelta ciclista a España, pruebas de esquí o de BTT, están entre sus fortalezas. Los organizadores de este tipo de acontecimientos mueven muchas personas, que necesitan grandes infraestructuras hoteleras o de restauración. Las plazas de hotel pueden ser, tal vez, el mayor problema al que se enfrentan. Pero está claro que la repercusión que tienen eventos como por ejemplo la vuelta ciclista a España, con venta de las imágenes de decenas de países, supone cientos de miles de potenciales clientes turísticos para las zonas en las que se desarrollan las diferentes etapas.

Chon Durán, consejera delegada de DI&CO realizaba una introducción titulada “Huesca: destino como organizadora de eventos”. En su opinión, a pesar de que cada ciudad o provincia de nuestro tamaño es una competencia para Huesca, esta provincia tiene muchas posibilidades de hacer las cosas bien. Destacaba que las fortalezas de Huesca son una buena imagen exterior, buenas comunicaciones y plazas hoteleras para congresos de mediano tamaño. Añadía que de Huesca se tiene una imagen de modernidad y de ciudad inquieta y activa.

La gastronomía es otro de los fuertes de la provincia. En el encuentro organizado por ADEA se hablaba principalmente de pastelería, con una mesa titulada Huesca dulce. Y es que hay que recordar que en este ámbito la capital y la provincia tienen un nombre importante, con el ruso, la trenza, las castañas de mazapán, turrones, pasteles…

El presidente de los pasteleros de Huesca, Manuel Lorés, recordaba que los dulces son lo mejor que hay en Huesca. Sagas familiares de pasteleros que trabajan de forma artesanal con productos de primera calidad.

Por su parte, el presidente de la Asociación Provincial de Hostelería, Roberto Pac, aludía al buen trato que se da a los congresistas que llegan a Huesca. Añadía que hay suficientes plazas hoteleras, equilibradas sobre todo con el Palacio de Congresos o los lugares donde se hacen congresos y eventos.

En el encuentro se abordaba también el potencial cultural de Huesca, que ha conseguido hacerse un hueco en este tipo de turismo, proponiendo cuestiones novedosas, que ha situado a Huesca en un puesto muy elevado en todas las encuestas de tipo cultural que se hacen en España. Luis Lles, director de Pirineos Sur recordaba que se ha apostado siempre por aquello que es pionero, que está en la vanguardia. Destacaba que Huesca se ha diferenciado del resto con nuevas experiencias culturales, y no ha copiado a otros.Jesús Arbués, director de la Feria del Teatro y Danza indicaba que Huesca es una de las ciudades más preparadas para un evento cultural de tamaño medio, con infraestructuras como el Palacio de Congresos, el Teatro Olimpia y el Centro Cultural del Matadero, tres espacios culturales de primer orden. Ello, además del Centro Cívico o del Salón de actos del Centro Cultural de Ibercaja. Esas, decía, son las grandes fortalezas a la hora de acoger un evento cultural: calidad y profesionalidad.

En su discurso de inauguración, el alcalde de Huesca, Luis Felipe, recordaba que en el ámbito de la gastronomía, la capital oscense acogerá en 2017 y 2018 sendas jorndas de gastronomía internacional. Destacaba, además, que la construcción del Palacio de Congresos fue una inversión de futuro, y como ejemplo de su buen funcionamiento recordaba que tiene más de 100.000 visitantes a lo largo del año.

Por su parte, Miguel Gracia, presidente de la Diputación Provincial de Huesca, destacaba las debilidades de la provincia para acoger según qué acontecimientos, como las comunicaciones, porque falta agilidad entre el Pirineo y la capital oscense, las trabas con las que se encuentra internet, que es fundamental para trabajar en el Pirineo, y los problemas de normativas con los que se encuentran los deportes de aventura, cuestión de la que se aprovechan las comunidades autónomas vecinas.

Comentarios