El Museo de Lérida llevará a juicio a las monjas sanjuanistas

Bienes Sijena

Un juzgado de Rubí, en Barcelona, ha admitido a trámite la demanda que presentó el pasado mes de julio el Consorcio del Museo de Lérida contra la comunidad de monjas de Sijena, pidiendo que les paguen los gastos de conservación desde 1999 de las 44 piezas de arte en litigio. El Museo Diocesano de Lérida sostiene que mientras no lo paguen, retendrán los bienes.

En concreto, esta demanda hace referencia a las 44 piezas de las 97 que se compraron ilegalmente y que a día de hoy permanecen en el Museo Diocesano de Lérida (puesto que solo se han devuelto el pasado 26 de julio un total de 51 obras que se encontraban en el MNAC). Para no dar cumplimiento a toda la sentencia, Cataluña ha defendido en todo momento que están protegidas por la Ley catalana de Patrimonio y pertenecen a la unidad museística.

Y de esta manera, al haber sido admitida su reclamación, el Museo de Lérida dice en un comunicado que hasta no cobrar los gastos de conservación (pendientes de determinar a través de una peritación económica), no trasladarán las obras. Según el derecho de retención al que se acogen, las piezas no se pueden trasladar hasta que la comunidad religiosa haya devuelto los importes económicos correspondientes a los gastos de conservación y mejora que ha realizado el Museo durante los 17 años de posesión.

El Consorcio quiere avalar ante el juzgado que está en facultad para retener las obras en litigio. “No hay ninguna duda que desde 1999 y hasta la actualidad, el Museo de Lérida ha custodiado las obras y las ha conservado por su vocación de conservación del patrimonio artístico catalán y en cumplimiento de sus propias finalidades”, expresa la demanda. El Museo de Lérida ha recordado que esto ha generado “importantes gastos de mantenimiento y conservación” y que tiene derecho a recuperarlo antes de que se ejecute cualquier traslado.

Comentarios