La Diócesis de Huesca celebra este domingo el Día de la Iglesia Diocesana con 82 sacerdotes y 201 religiosos y religiosas

“Somos una gran familia contigo” es el lema del Día de la Iglesia Diocesana de este año, que se celebrará este domingo, 13 de noviembre. Una jornada que coincide con la clausura del Año de la Misericordia a nivel diocesano, según lo establecido por la Santa Sede. La diócesis, que tiene un total de 211 parroquias cuenta con 82 sacerdotes incardinados en ella, 176 religiosas y 25 religiosos. El pasado año se celebraron casi 500 bautismos, 371 primeras comuniones y 118 matrimonios canónicos.

En Huesca, el cierre de este Año Santo se conmemorará con una Eucaristía, el día 13, en la Catedral, a las 6 de la tarde, que presidirá el obispo de Huesca, Julián Ruíz Martorell. El próximo domingo, día 20, solemnidad de Jesucristo, Rey del Universo, el papa Francisco realizará la clausura de este Año Santo a nivel universal. El objetivo del Día de la Iglesia Diocesana es tomar conciencia de que su mantenimiento depende de los fieles. Por ello, las colectas de las parroquias de la Diócesis de la jornada de este domingo se destinarán a este fin.

La Diócesis de Huesca tiene una extensión de 4.728 km² y una población de 84.183 personas, según los últimos datos recogidos, hasta el 31 de diciembre de 2015, por la Oficina de Estadística del Obispado de Huesca. Cuenta con 82 sacerdotes incardinados en ella, 68 residen en la diócesis y 14 viven fuera, y hay 176 religiosas profesas y 25 religiosos. El Seminario Conciliar comenzó el pasado curso con 6 seminaristas y un diácono. La labor evangelizadora nace principalmente en las 211 parroquias, existentes en la Diócesis de Huesca, con el anuncio de la Palabra y la celebración de los sacramentos. En 2015, se celebraron 493 bautismos, 371 primeras comuniones, 140 confirmaciones y 118 matrimonios canónicos.

En cuanto a la acción caritativa, según dicha Oficina de Estadística, el pasado año fueron atendidas 381 personas a través de las cuatro casas/residencias especiales para ancianos, enfermos crónicos, inválidos y minusválidos. El Centro de Orientación Familiar Interdiocesano dio respuesta a 82 expedientes, mediante 403 consultas. Se atendieron 610 casos mediante dos consultorios familiares en centros de atención primaria dentro de los programas de prevención familiar. Además, 14.939 personas fueron atendidas a través de los 12 centros y puntos de acogida para mitigar la pobreza, una cifra que continúa aumentando, especialmente, en las ayudas de primera necesidad.

También se ha seguido trabajando en la formación e inserción socio-laboral en nueve centros, apoyando a 1.667 personas. Varias sedes y unidades móviles han servido de sostén y ayuda a personas en riesgo de exclusión, fundamentalmente mujeres, a través de 276 asistencias. El centro de atención de adiciones ha respondido 150 consultas, a través de 274 usuarios. Asimismo, se ha trabajado a lo largo del curso con 170 usuarios en el programa de educación y formación básica en 3 nuevos centros de atención.

En cuanto a los resultados económicos del ejercicio 2015, los ingresos fueron de 1.534.620,46 euros y los gastos ascendieron a 1.528.365,35 euros, por lo que dicho ejercicio arroja un superávit de 6.255,11 euros.

Comentarios